Abengoa presentó el preconcurso el 25 de noviembre, el mismo día que anunció la ruptura con Gestamp

Abengoa presentó el preconcursó de acreedores el pasado miércoles, 25 de noviembre, el mismo que anunció que Gonvarri Corporación Financiera, filial del grupo Gestamp, había roto el acuerdo para adquirir el 28% de su capital, con una inyección de 350 millones, al considerar no cumplidas las condiciones a las que estaba sujeto dicho acuerdo.

Ese mismo día, la empresa sevillana ya indicó que solicitaría «a la mayor brevedad» el preconcurso de acreedores, que ha recaído en el Juzgado de lo Mercantil de Sevilla, según ha informado la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El preconcurso de acreedores es una posibilidad que contempla la Ley Concursal por la que permite a una empresa reconocer ante un juez su situación de insolvencia y contar con un máximo de cuatro meses para pactar un acuerdo de reestructuración de deuda con los bancos que le evite declararse en concurso.

Con el procedimiento de preconcurso, la compañía sevillana tratará de sortear el que sería el mayor concurso de la historia de España, por delante del de Martinsa Fadesa, que a cierre de 2014 presentaba un ‘agujero patrimonial’ de 4.603 millones de euros.

Abengoa, por su parte, cifra en 8.903 millones de euros su deuda total bruta consolidada, cuyo coste medio es del 7 por ciento. De esta cifra, la mayor partida es deuda corporativa, por un importe de 5.828 millones a un coste medio del 7,6 por ciento. El pasivo total del grupo a cierre del tercer trimestre ascendía a más de 24.700 millones de euros.

Las acciones de Abengoa agudizaron su sangría en Bolsa y perdieron ayer otro 40% en su último día de cotización en el Ibex 35, para situar su capitalización por debajo de los 250 millones de euros.

En concreto, los títulos B de Abengoa, que a partir de este viernes dejarán de pertenecer al Ibex 35, cerraron la sesión bursátil a un precio de 0,252 euros.

Por su parte, las acciones A de la compañía, que tienen más derechos de voto y cotizan en el mercado continuo, cayeron un 29,72% en la sesión, hasta los 0,383 euros.

De esta manera, al cierre de ayer, el valor en Bolsa de las acciones A y B de Abengoa asciende a unos 249 millones de euros, cifra inferior a la inversión de 350 millones de euros que pretendía inyectar Gestamp para tomar el 28% del capital del grupo.

En los dos últimos días, después de que la compañía anunciase su decisión de presentar preconcurso de acreedores tras la decisión de Gestamp de renunciar a sus planes de inversión en la empresa, Abengoa ha perdido en Bolsa más de un 70% de su valor.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído