Puntos de venta con recargo irán a la huelga ante el riesgo de desaparición de 40.000 máquinas de tabaco

La Asociación Española de Puntos de Venta con Recargo (AEPVR) ha convocado una huelga a partir de la próxima semana ante el riesgo de desaparición de unas 40.000 máquinas de tabaco para solicitar al Ministerio de Hacienda una solución ante la falta de claridad en la normativa.

«Nos vemos obligados a convocar una huelga a partir de la semana que viene, realizando un apagón o dando servicios mínimos a las máquinas expendedoras de tabaco ubicadas en todos los puntos de venta donde están instaladas, con las consiguientes consecuencias de disminución de ventas de cajetillas de tabaco», han advertido desde dicha asociación, formada por 20.000 asociados.

Los puntos de venta con recargo, además de pedir que se permita a las tabaqueras seguir invirtiendo en máquinas de tabaco, han explicado que el Comisionado para el Mercado de Tabacos (CMT) ha abierto expedientes sancionadores a las empresas dedicadas a la instalación en depósito de máquinas expendedoras por haber firmado contratos con las tabaqueras en las que les facilitan cuáles son las marcas más vendidas en sus máquinas.

«Sin los pagos por información de ventas, las máquinas de tabaco en muchos bares, restaurantes, quioscos y gasolineras van a desaparecer y serán la puerta de entrada al tabaco de contrabando», señaló recientemente el presidente de la AEPVR, Daniel Lopez Cañizares.

En España existen actualmente unas 150.000 máquinas de tabaco de las cuales 40.000 están amenazadas, según la asociación, para que se retiren paulatinamente por la falta de ingresos, al suprimir el CMT los contratos legales por venta de información a las compañías tabaqueras.

La AEPVR celebró a principios de año una asamblea general ordinaria en la que solicitó que se permita a las compañías fabricantes de tabaco seguir invirtiendo en las máquinas de tabaco para colaborar al sostenimiento del sector.

Asimismo, en dicha asamblea se debatieron otras propuestas como la autorización para la venta en las máquinas de tabaco de artículos de fumador; dejar libre el importe del recargo, que en la actualidad está en 0,15 céntimos (IVA incluido); la ampliación de puntos de venta para poder vender tabaco en otros lugares y el fin de la prohibición de venta de tabaco en aeropuertos, estaciones de tren y Metro a través de máquinas de tabaco, ya que sí existen estancos que venden tabaco en estos sitios.

«Las máquinas ayudan a prevenir el consumo de tabaco por parte de los menores, gracias a su sistema de control, y además impiden el incremento del contrabando; son claves para garantizar el correcto funcionamiento del mercado de tabaco, y en ellas se produce más del 40% de las ventas», afirmó en ese momento Lopez Cañizares.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído