Pescanova, en contra de la capitalización de deuda para reforzar los fondos propios de Nueva Pescanova

Pescanova, que ostenta un 20% del capital de Nueva Pescanova, votará en contra de un reforzamiento de los fondos propios de Nueva Pescanova mediante una ampliación de capital por capitalización de créditos e impugnará los acuerdos de la junta que aprobará dicha operación, al tiempo que iniciará cualquier otra acción legal que considere necesaria para evitar su materialización.

Por el contrario, la sociedad repaldará una prórroga de los créditos participativos existentes con el fin de reforzar los fondos propios de la pesquera o la transformación de créditos existentes no participativos en participativos.

Pescanova llevará esta propuesta de sentido del voto a la junta de Nueva Pescanova para el caso de que se convocara, una vez obtenida autorización expresa de sus accionistas, que se reunirán en junta el próximo 20 de septiembre en primera convocatoria y al día siguiente en segunda.

La sociedad respalda la transformación en préstamos participativos de una parte de los créditos concursales de Nueva Pescanova u otros de su grupo de empresas con la pesquera, cosa que ya ha hecho la propia compañía este año, por un importe de 46,7 millones de euros.

«Esta modalidad de refuerzo de fondos propios evita la dilución inmediata de los accionistas actuales de Nueva Pescanova y es menos onerosa para los acreedores concursales que la capitalización de sus créditos», señala la firma en la información remitida este viernes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

A su juicio, sería suficiente una prórroga del crédito participativo actual que vence el 29 de abril de 2017. «A medida que el grupo vaya generando beneficios, se irán reforzando sus fondos propios, e irá desapareciendo la necesidad de prorrogar ese u otro crédito participativo semejante», ha añadido.

La firma ha inisitido en que apoyaría solo esa alternativa porque es la más favorable económicamente para sus socios y para sus acreedores concursales, aunque es consciente de que solo tiene el 20% de los derechos de voto de Nueva Pescnova y no puede, por tanto, asegurar una mayoría de votos a favor de esa alternativa.

Por ello, en el caso de que se proponga a la junta de Nueva Pescanova la capitalización de créditos concursales, los asesores legales de la antigua Pescanova consideran que, caso de aprobarse esta alternativa, existe base legal sólida para impugnar judicialmente ese acuerdo y emprender medidas legales adicionales.

Además de abordar la propuesta de sentido del voto que llevará a la junta de Nueva Pescanova en el caso de que se convocase con objeto de reforzar sus fondos propios, Pescanova propondrá a sus accionistas en septiembre la ampliación del consejo de administración de cuatro a siete miembros, tras la incorporación de Carlos Federico Sanz Navarro, César Real Rodríguez y Leopoldo Fernández Zugazabeitia por un plazo de cuatro años.

Asimismo, la junta dará ‘luz verde’ previsiblemente a la compensación de los resultados negativos de ejercicios Anteriores con el importe de 73,62 millones de euros correspondientes al beneficio del ejercicio cerrado a 30 de noviembre de 2015, al tiempo que aprobará con carácter consultivo el informe anual sobre remuneraciones.

En la última junta general ordinaria de accionistas, celebrada el 28 de mayo de 2015, se aprobó la política de retribuciones para el periodo 2016-2018, No obstante, y en atención a la coyuntura de Pescanova, los administradores han convenido reducir a 20.000 euros la remuneración total anual de cada uno de ellos para el ejercicio en curso.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído