Martinsa Fadesa saca a subasta 300 activos inmobiliarios en una nueva fase de su liquidación

La administración concursal de Martinsa Fadesa sacará a subasta notarial, esto es, a través del portal de subastas por Internet del Boletín Oficial del Estado (BOE), unos 300 activos inmobiliarios, en la que constituye una nueva fase del proceso de liquidación al que la compañía que controlaba y presidía Fernando Martín se vió abocada en 2015.

Se trata de los activos que han quedado sin vender en la decena de ventas y subastas realizadas directamente por los administradores concursales de la inmobiliaria desde que hace año y medio se aprobó su plan de liquidación.

Este plan de liquidación contempla la subasta notarial, a través del BOE, como última vía para liquidar activos y pagar la deuda de unos 3.200 millones de euros con la que quebró la compañía, según informaron a Europa Press en fuentes del proceso.

En concreto, el plan establece que, en primer término, los activos salgan a la venta al 70% de su valor, esto es con un descuento medio del 30%. Posteriormente, para los que se vendan por esta primer vía, dice que vayan a subasta cerrada, esto es, procesos en los que se puja un día concreto a través de la presentación de ofertas en sobres cerrados.

Desde que en septiembre de 2015 la administración concursal arrancó la liquidación de Martinsa, ya ha lanzado al menos una decena de procesos de venta, y posterior subasta, de otros tantos lotes de activos inmobiliarios de distintos tipos.

Estos lotes incluían desde terrenos en distintas fases de desarrollo y clasificación hasta plazas de garaje, pasando por viviendas terminada, tanto de primera residencia como turísticas, e incluso varios campos de golf y la participación que la inmobiliaria tenía en el Real Club Naútico de Sanxenxo.

Con los alrededor de 300 activos que han quedado sin vender de estos lotes puestos en el mercado en este año y medio, la administración concursal de Martinsa Fadesa abrirá ahora el referido ciclo de subastas a través del portal del BOE.

PUJAS ABIERTAS

Se trata de una subasta propiamente dicha, dado que el activo sale a puja y durante un periodo de tiempo determinado (unos veinte días naturales) cualquier inversor interesado podrá ofrecer la cantidad que estime oportuno.

En paralelo, los administradorse concursales de Martinsa Fadesa continuarán con el proceso de liquidación de la compañía mediante la venta de activos por las dos vías principales, la venta y la subasta directas, según explicaron a Europa Press dichas fuentes.

Martinsa Fadesa se vio abocada a la liquidación a finales de 2014 a pesar de que en 2011 logró superar un concurso de acreedores que constituyó el mayor registrado hasta entonces en la historia empresarial.

En esa fecha, la compañía presentaba un ‘agujero patrimonial’ de unos 4.600 millones de euros, dado que contaba con activos valorados en 2.392 millones de euros para hacer frente a un pasivo de 6.995 millones, de los que 3.200 millones corresponden a deuda con los bancos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído