Bruselas aboga por una retirada «gradual» de los aranceles sobre las importaciones de paneles solares chinos

La Comisión Europea ha propuesto este miércoles una prórroga de 18 meses para los aranceles antidumping que impone la Unión Europea a las importaciones de paneles solares procedentes de China, si bien ha abogado por acompañarlo de una «reducción gradual» del gravamen.

El bloque aplica medidas antidumping y antisubsidios a estas producciones desde 2013, pero está en periodo de revisión de las medidas, después de que los Veintiocho rechazaran una primera propuesta para prorrogar las medidas durante un periodo de dos años.

El vicepresidente primero del Ejecutivo comunitario, Frans Timmermans, ha anunciado en una rueda de prensa que la nueva propuesta será presentada próximamente a los Estados miembros.

La prórroga de 18 meses daría más tiempo a los Veintiocho y a la Comisión Europea para continuar el análisis de la situación y evaluar las necesidades de la industria, ya que la decisión actual expira a primeros de marzo.

Y el periodo de reducción progresiva serviría para dar a la industria un periodo de «adaptación a la nueva situación», ha apuntado el responsable comunitario.

Bruselas basa la necesidad de revisar las medidas que se aplican a los paneles solares del gigante asiático en que, además de proteger a los productores de la competencia «desleal» que representan, es necesario «tener en cuenta» a otra parte de la industria europea que depende de ellos para desarrollar su producto final.

Se trata de una industria, ha dicho Timmermans, que general «miles» de empleos en la Unión Europea, además de contribuir al desarrollo de la energía solar, «esencial» para lograr los objetivos en materia de lucha contra el cambio climático y mejora medioambiental.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído