Clínica Baviera aumenta su beneficio un 64% en 2016, hasta los 7,9 millones

Clínica Baviera obtuvo un beneficio de 7,9 millones de euros en 2016, un 64,2% más que el año anterior, según ha informado la compañía en un comunicado.

La facturación del grupo mejoró en todas las unidades de negocio, alcanzado los 91,5 millones de euros (7,1% más que en 2015), con unos ingresos totales por encima de los 91,7 millones de euros.

En concreto, los ingresos procedentes de su negocio en España aumentaron un 6,5%, hasta los 67,7 millones de euros, mientras que la facturación procedente de sus clínicas en el extranjero creció un 8,6%, hasta los 23,8 millones de euros.

En cuanto al ebitda, el aumento ha sido del 44,8% respecto al ejercicio anterior, hasta los 16,5 millones de euros. El margen de ebitda sobre ventas pasó del 13,3% en 2015 al 18% en 2016, un aumento que se debe sobre todo a la Unidad de Negocio Internacional, donde pasó del 3% al 15,4%.

Durante el ejercicio 2016, Clínica Baviera sumó tres nuevas clínicas en España, lo que supuso un total de 52 centros y una plantilla de 664 profesionales. A nivel internacional, la empresa cuenta con 24 clínicas y una plantilla de 243 trabajadores.

En cuanto a la política de dividendos de Clínica Baviera, durante el ejercicio 2016 se distribuyeron 10,3 millones de euros, incluyendo un dividendo extraordinario de 5 millones, lo que supone una rentabilidad por dividendo del 6,6% sobre el precio de la acción a 31 de diciembre 2016 y un pay-out del dividendo ordinario del 80%.

De cara al futuro, la compañía ha avanzado sus objetivos a medio plazo de aumentar su red de clínicas con entre 15 y 20 nuevas aperturas en sus tres mercados principales (España, Alemania e Italia) y de incrementar sus ingresos, especialmente fuera de las fronteras.

En este sentido, pretende preservar su cuota de mercado en España con un crecimiento anual de entre el 5% y el 10%, incrementar la penetración en Alemania con un aumento anual de entre el 10% y el 15% y hacer despegar las operaciones en Italia hasta duplicar su crecimiento.

Otros objetivos para el medio plazo son obtener una rentabilidad del ebitda ligeramente por encima del 20% y mantener unos ratios de deuda neta sobre ebitda por debajo de una vez y de pay-out por encima del 70% del beneficio neto consolidado.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído