El 49% del personal de a bordo del AVE secunda la primera jornada de huelga

La mitad (el 49%) del personal que presta los servicios a los viajeros a bordo en los trenes AVE y Larga Distancia de Renfe ha secundado este domingo la primera de las siete jornadas de huelga ininterrumpidas a las que están convocados desde hoy, según datos de Ferrovial, la empresa que tiene adjudicada la prestación del servicio.

El paro arrancó a la 1.00 horas de este domingo y se prolongará hasta la misma hora del próximo 5 de marzo.

Con esta huelga, los sindicatos UGT, CC.OO. USO, Sindicato Ferroviario y CGT reclaman reactivar la negociación del convenio colectivo de estos trabajadores.

A este paro están llamados los alrededor de 2.000 empleados que se encargan de la restauración, la distribución de prensa y servicios de entretenimiento, de la megafonía y de la cafetería, entre otras funciones, a bordo de los trenes AVE y Larga Distancia de Renfe.

De su lado, la compañía ferroviaria asegura que el paro no tiene impacto alguno en la circulación de los trenes, sólo en los servicios que se prestan a los pasajeros durante el viaje.

Así, la operadora está informando a los viajeros de que «algunos trenes pueden circular sin tripulación de servicio o con menos personal, lo que puede suponer una carencia total o parcial de las prestaciones a bordo».

Ante esta situación, Renfe ofrece a los pasajeros la posibilidad de cambiar o anular sin coste alguno los billetes para viajar en los días de paro.

CONFLICTO.

En cuanto al origen del conflicto, los sindicatos convocantes denuncian que Ferrovial pretende dejar en suspenso el convenio colectivo de estos trabajadores tras más de un año de negociaciones para renovarlo. Asimismo, protestan en contra del expediente de regulación de empleo temporal que la compañía ha planteado para unos 400 trabajadores, mediante una reducción de jornada, según explicaron a Europa Press en fuentes del sindicato ferroviario de UGT.

De su lado, Ferrovial asegura haber planteado más de 200 medidas en el marco de la negociación del nuevo convenio, con el que busca adecuar las condiciones laborales a los actuales tiempos de viaje de los trenes AVE, dado que aún están vigentes las que se fijaron cuando los tardaban más horas en realizar sus trayectos y, por tanto, están desfasadas.

Según la compañía, este desfase provoca que un «privilegiado colectivo» de personal, alrededor del 30% de la plantilla, esté cobrando un 20% de sus horas de trabajo sin que efectivamente se realicen.

Ferrovial se adjudicó en 2013 la prestación del servicio a bordo de los trenes AVE y Larga Distancia de Renfe y subrogó a la plantilla de la empresa que hasta entonces realizaba este servicio para la operadora ferroviaria pública.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído