Criptomonedas

Amenazan con cortarle la luz a esta granja de Bitcoin porque consume tanto que no hay energía suficiente para los ciudadanos

Un desastre energético en forma de servidores

Amenazan con cortarle la luz a esta granja de Bitcoin porque consume tanto que no hay energía suficiente para los ciudadanos
Granja de Bitcoin RS

Medicine Hat es una ciudad canadiense de algo más de 60.000 habitantes, pero a las afueras de la misma se encuentra una de las mayores granjas de minado de Bitcoin. Consigue unos 20 bitcoins al día (más de 100.000 euros al cambio), a cambio de consumir diez veces más electricidad que cualquier otra instalación de la zona. Tanta energía consume que si llega una ola de calor, las autoridades han amenazado con cortarles la luz para que haya electricidad suficiente para los ciudadanos, según recoge Cristian Rus en xataka.

Frío, recursos naturales y sobre todo energía barata. Estos tres factores son los que motivaron a Hut 8 a crear su granja de minado de Bitcoins en Medicine Hat. En pleno centro de Canadá, en la provincia de Alberta, se encuentra la mayor mina de la criptodivisa que generaba furor meses atrás. La ciudad ofrece energía a buen precio para las empresas, y Hut 8 necesita mucha.

Según informa CBC, la empresa se ha gastado más de 100 millones de dólares en desarrollar las instalaciones. En total son 56 cubículos con un total de 180 servidores en su interior. Cubículos plagados de ventiladores y cables perfectamente apilados para realizar los cálculos necesarios del minado de bitcoins.

¿El resultado? Consiguen obtener unos 20 bitcoins al día, que puede parecer poca cantidad pero al cambio en dólares llegan a los 130.000 aproximadamente. Desde diciembre del año pasado llevan unos 3.300 BTC extraídos. Eso sí, alimentándose a base de gas natural y otras energías no renovables que ofrece la ciudad.

El consumo energético y de recursos en general es uno de los principales problemas del Bitcoin y otras criptomonedas. Como ya hemos visto en el pasado, puede llegar a consumir más que todos los hogares de un país entero como Islandia, o que 130 países diferentes. Se mire como se mire, hay un problema energético con el Bitcoin, incluso ahora que su popularidad y valor cae en picado.

La granja de Medicine Hat es un ejemplo de ello. Una instalación que además de llevarse una gran parte de la energía generada en la zona, puede crear problemas de electricidad en situaciones determinadas que se requiere un extra para los ciudadanos. ¿Qué ofrece a cambio a los ciudadanos y a la economía local? Aparte de pagar por la energía consumida, prácticamente nada. Cuentan con sólo 40 trabajadores que mantienen las instalaciones, y el producto obtenido (bitcoins en este caso) se vende fuera (alrededor del mundo por Internet en este caso).

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leido