El Gobierno rescinde dos contratos del AVE a Castellón para construirlos con capital privado

El Consejo de Ministros autorizó hoy la rescisión de dos contratos de construcción del AVE a Castellón, con el fin de adjudicarlos de nuevo a través de un contrato de concesión, en el que la financiación de las obras corra a cargo del capital privado.

Se trata del tramo de AVE Puerto de Sagunto-Sagunto, que se contrató con Romymar y Construcciones Luján por un importe de 32,70 millones de euros, y la conexión Almassora-Castellón, que tenía adjudicada FCC por 83,22 millones.

Fomento licitará de nuevo estos proyectos en el marco del Plan Extraordinario de Inversión en Infraestructuras (PEI) con el que prevé movilizar una inversión privada de unos 17.000 millones de euros para ejecutar obras de carreteras y ferrocarriles en los dos próximos años.

Con este plan, que el departamento que dirige José Blanco acaba de poner en marcha, se busca atajar parte del ajuste de inversión en obra pública que afronta el Ministerio como consecuencia de las medidas de reducción del déficit.

Según asegura Fomento, la resolución de estos contratos cuenta con «la conformidad» de las empresas adjudicatarias y «se ajusta a lo estipulado en la Ley de Contratos del Sector Público, dado que en ambos casos concurren circunstancias de interés público».

Se trata de dos de los 32 contratos de obras de ferrocarril y carreteras que Fomento anulará en virtud de la reprogramación realizada en su programa de proyectos ante el ajuste presupuestario.

Estos proyectos se reparten por once comunidades autónomas. De ellos, 27 corresponden a la construcción de distintos tramos de carreteras y otros cinco a la construcción de trazados de ferrocarril de Alta Velocidad (AVE).

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído