Méndez espera que Zapatero consiga que las empresas «abran el grifo del crédito»

El secretario general de la Unión General de Trabajadores (UGT), Cándido Méndez, ha confiado en que «se alcance un compromiso verdadero» durante el encuentro del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, con 37 grandes empresas españolas, para que éstas «abran el grifo del crédito» y «se comprometan a tirar del carro».

«La mayoría de estas empresas están internacionalizadas y mantienen unos niveles de beneficios muy cuantiosos, por lo que tienen capacidad para tirar del carro», ha destacado Méndez, durante la celebración del ‘Día del Sindicalista’ en Murcia.

En este sentido, ha calificado de «lógico» dicho encuentro «porque de esas entidades depende multitud de actividades que dan empleo a otras pequeñas empresas», por tanto, «se pueden identificar como los pilares que sostienen el tejido empresarial del país».

Sin embargo, ha advertido de que el encuentro no debe confundirse «con una reunión en términos de negociación social, ya que en ella no han participado los sindicatos ni los representantes empresariales».

«El gran problema que tienen, en este momento, las pequeñas empresas es que se resuelva la problemática del crédito y en esa reunión también están los bancos, por lo que el encuentro me parece lógico», ha indicado Méndez, para quien «lo que hace falta en España es apostar por el crecimiento económico, el empleo y, en ningún caso, se debería seguir con estas políticas de ajuste tan negativas, que no han resuelto ningún problema y lo que han provocado es incrementar los problemas de los ciudadanos».

Por ello, ha concluido que en esta reunión no se deberían «cambiar las tornas», y que de ella saliera un mensaje que incida en continuar con las políticas de ajuste. «Entonces pensaría que el encuentro no ha servido para nada», ha concluido.

EL EJEMPLO DE IRLANDA

Por otra parte, ha señalado que el Gobierno se debe dar cuenta de que las políticas de ajuste «no sirven de nada» al observar el caso de Irlanda. Así, Méndez ha recordado que el Gobierno irlandés «fue el que más aplausos recibió cuando tomó unas medidas de ajuste durísimas, con un mercado laboral totalmente desregulado y unos impuestos muy bajos, pero Irlanda se ha pegado un batacazo que, incluso, ha puesto en riesgo el futuro del euro».

Méndez, que ha estado acompañado de Nicolás Redondo y Antonio Jiménez, secretario general de UGT Región de Murcia, ha indicado que «el Gobierno de España y la Comisión Europea tendrían que aplicar en estos momentos el dicho que afirma que la experiencia es la madre de la ciencia».

A su juicio, «pretender contrarrestar los ataques al euro con una política de recortes, sería una injusticia tremenda y un gran error». por ello, se ha mostrado «radicalmente en contra» de ello. «Lo que debería producirse es un cambio de rumbo en las políticas de la UE», ha defendido.

En este sentido, ha apuntado que la UE «debería aprovechar el marco de la cumbre del próximo 16 de diciembre para enmendar el camino, para apostar por el crecimiento económico y no por las políticas de sufrimiento de los ciudadanos. Por este motivo, se celebraran movilizaciones sindicales los próximos días 15 y 18 de diciembre.

Respecto a la situación de España, Méndez ha apuntado que «este Gobierno también tomó medidas muy duras, imponiendo una reforma laboral que se está revelando como inútil para resolver el problema de la precariedad, con la disminución de la contratación indefinida, el aumento del desempleo y el recorte en la pensiones, que lo que ha provocado es que caiga el crecimiento económico».

Por ello, ha pedido al Ejecutivo español que «busque fórmulas, a través del diálogo social con los sindicatos, para revertir la reforma laboral y anunciar, cuanto antes y en el marco de un encuentro con sus representantes, la renuncia a retrasar la edad de jubilación».

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído