Economía
Búsqueda online Pixabay

Con la llegada de Internet, el sector económico también se ha tenido que amoldar a las nuevas reglas que han aparecido lanzando, entre otras cosas, lo que se conoce como préstamos online. Una modalidad de crédito que se solicita solo a través de una página web, y que se caracteriza por gozar de una serie de bondades poco habituales en la línea tradicional.

Desde créditos con asnef hasta microcréditos para tener el dinero en un santiamén. El abanico de posibilidades y de opciones diferentes es enorme, en relación directamente proporcional con la enorme cantidad de empresas que ofrecen este tipo de producto a los consumidores. Pero, ¿cuáles son las mejores opciones?

Entre tanto para elegir, es difícil dar con algo verdaderamente bueno, que realmente se ajuste a las necesidades del usuario y sepa darle la solución que busca. Para que todo el proceso de búsqueda sea mucho más sencillo, te vamos a dar las pautas para encontrar el mejor préstamo online. Sean los conocidos préstamos rápidos u otros más lentos pero cuantiosos, esto es lo que tienes que buscar para dar con lo que necesitas.

Importes y plazos

Lo primero que miramos y lo primero que has de comprobar. Hay préstamos online en los que los límites de dinero a pedir son demasiado bajos, por lo que pueden resultarte completamente inútiles para los pagos que quieres afrontar. Debes echar un vistazo a esto, como también a los plazos que se manejan, para poder escoger el mejor para tu situación.

Los hay que no pueden otorgar más de 300 euros y con plazos máximos de 30 días, pero también los hay que elevan esa cifra a los miles de euros y los plazos a años. En el caso de que vayas a hacer una inversión contundente y tengas una perspectiva a largo plazo, lo mejor es optar por esta última opción.

Intereses

Los intereses son uno de los puntos más peliagudos en los créditos en línea, ya que suelen ser bastante elevados. En ocasiones, una inyección de dinero puntual para un momento de extrema urgencia, puede traducirse en tener que pagar casi el doble tanto por las comisiones como por el porcentaje añadido de los intereses.

Por eso, te conviene saber que algunas financieras ofrecen, entre sus productos, algunos préstamos a tipo 0, es decir, sin ninguna clase de interés adicional. Son promociones de carácter temporal que, por lo general, atañen sobre todo a precios determinados y plazos también determinados, pero que pueden ser de lo más útil para situaciones en las que, por el motivo que sea, se necesite dinero cuanto antes.

Rapidez

Y hablando de tener el dinero lo más pronto posible, tenemos que acercarnos obligatoriamente a otro factor indispensable para detectar los mejores préstamos de internet. La rapidez es algo que caracteriza a muchos de ellos, sobre todo a los conocidos como créditos rápidos.

En este sentido, los mejores productos son aquellos que te permiten obtener una respuesta afirmativa o negativa en cuestión de segundos, como también proceder con el ingreso (en el caso de aceptar), en minutos. Puedes tener tu dinero en menos de un cuarto de hora, desde que entras a realizar la solicitud hasta que se materializa el pago. Ideal para situaciones en las que el tiempo no sobra precisamente.

¿Con ASNEF?

Ya hemos visto que los mejores préstamos en línea deben ser flexibles en cuanto a plazos y cuantías, también deben gozar de alguna promoción con intereses de tipo 0 y, además, ser lo más rápidos posibles; pero también hay otro factor que añadir a este filtro para dar con lo mejor de lo mejor: la flexibilidad.

No hablamos solo de solicitar prórrogas sin que supongan un recargo importante, sino también de la posibilidad de pedir un préstamo incluso figurando en ASNEF. Esto supone una pequeña complicación adicional, en el caso de que se conceda, que no es más que aportar una documentación extra que justifique la obtención de unos pagos regulares para poder afrontar el préstamo. Si es tu situación, este punto es crítico.

Teniendo en cuenta estos cuatro factores, y procediendo con calma para poder observar y comparar, podrás dar finalmente con el que mejor se ajuste a tus necesidades, con el que sea mejor para ti dentro del enorme mercado de opciones que hay.

A pesar de ello, siempre puedes acelerar un poco más las cosas si acudes a un comparador de créditos. Gracias a esto, podrás tener frente a ti las mejores compañías y sus mejores productos para escoger directamente. Es muy probable que reúnan muchas de las características que hemos explicado, por lo que tu proceso de búsqueda será mucho más sencillo y rápido.