Martinsa-Fadesa deja en el aire las viviendas de 12.500 familias

(PD).- Martinsa-Fadesa hizo crac el lunes, ahogada por las deudas, y su derrumbe ceritica que la crisis económica es tremenda, tiende a agravarse y nos amargará la vida muchos meses. Pero, para muchos, la mayor suspensión de pagos de la historia de España es ya un temor íntimo, que alimenta la angustia de miles de familias que han comprado casas de la promotora. Y de miles de trabajadores, que aguardan un parón en las obras.

Saber cuántos compradores pueden verse afectados por el concurso de acreedores -la inmobiliaria lo presentó ayer en un juzgado de La Coruña-, no será tarea sencilla hasta que la administración concursal arroje luz sobre las cuentas de la empresa.

Pero hay un dato que sirve de referencia: hasta marzo, Martinsa-Fadesa acumulaba 12.578 contratos de preventas, en los que particulares han aportado dinero como adelanto de la escritura definitiva a la entrega de la casa.

Según la memoria anual de la firma, la mitad de esas familias que han comprado casas por entregar son españolas o portuguesas. El resto corresponde a promociones en Francia, Marruecos y países de Europa del Este. La inmobiliaria insistió ayer en que cumplirá los contratos y acabará las viviendas.

DÓNDE Y QUE TIENE MARTINSA A MEDIAS

Martinsa cuenta con cuenta con 28,67 millones de metros cuadrados de terreno, pero eso no es una garantía absoluta.

Los 130 futuros propietarios en el PAU-4 de Móstoles Sur en Madrid no saben qué va a ocurrir con sus pisos y algunos se muestran «engañados» y aseguran que de haber sabido cómo estaban las cosas por Martinsa no hubieran comprado las viviendas.

La respuesta que han recibido todos ellos hasta ahora es que las viviendas van a seguir adelante pese a la suspensión de pagos, ya que desde la empresa sostienen que su actividad va a continuar con «absoluta normalidad».

Además, la inmobiliaria perteneciente al grupo de las principales del país, el denominado G-14, tiene otras promociones en marcha en Los Espartales, en Alcalá de Henares, en Madrid, en Los Molinos y en Getafe.

También en La Coruña

En la provincia de La Coruña, donde Martinsa tiene su sede social, tiene varias promociones pendientes. Una de ellas es la urbanización Costa Miño Golf, que comprende 1.217 viviendas.

En la ciudad gallega están pendientes también de ejecución el edificio Mirador Casablanca, con 153 pisos en las cercanías de la playa de Oza, y el Centro Logístico de Transportes Culleredo, que es una instalación con una superficie total de 602.479 m2, en la que destaca un hotel, un restaurante, un centro de acogida de tripulaciones y una zona comercial.

Recomendaciones

Ante esta situación, OCU recomienda a los consumidores «que no dejen de pagar en ningún caso», ya que de otro modo, «se produciría una ejecución judicial por impago y las familias estarían perdidas».

El director general de la organización, José María Múgica, propone que los afectados por una quiebra de este nivel sean declarados como ‘deudores preferentes’ para poder ser los primeros en cobrar como los bancos y la seguridad social.

Facua, ha tildado la situación de los clientes de Martinsa-Fadesa de «preocupante», al tiempo que ha reclamado una solución urgente a la misma. Además, su portavoz, Rubén Sánchez, ha advertido de que este mismo proceso puede llevarse a cabo «en otras empresas», ya que «todos sabíamos que esto iba a ocurrir».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído