Algo huele a podrido en Seseña

(PD).- «Todo hace sospechar que el incremento patrimonial que tuvo José Luís Martín Jiménez (ex alcalde de Seseña) se debe a los pagos realizados por Francisco Hernando Contreras (El Pocero) para la aprobación de su PAU al ser éste último el gran beneficiado por la actuación del alcalde, con el Plan tan desproporcionado y descabellado aprobado en su día».

Con esta frase, el colectivo de funcionarios de Manos Limpias amplió este lunes la denuncia que interpuso la Fiscalía Anticorrupción contra el anterior alcalde de Seseña en el Juzgado de Instrucción número 4 de Illescas.

Municipio rural y sin construcciones de altura

La localidad toledana elegida por el constructor es un municipio que no está preparado para acoger a una población cinco veces mayor a la actual. En palabras de los denunciantes «es un municipio rural, sin construcción en altura y carente de infraestructuras, agua y servicios».

Precisamente por ello, Manos Limpias asegura que «El Quiñón se ha recalificado a la carta mediante una modificación de las normas subsidiarias de planeamiento urbanístico, es decir, una recalificación ad hoc para Francisco Hernando Contreras».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído