Las agencias inmobiliarias prosiguen su ajuste y reducen su red un 82% desde el inicio de la crisis

Las franquicias del sector inmobiliario han reducido su red comercial en un 82% como consecuencia de la ‘crisis del ladrillo’, al pasar de los 4.264 establecimientos que llegaron a tener operativos en 2007 al calor de la ‘burbuja’ a tan solo 732 en el ejercicio 2011, con la pérdida de cerca de 13.000 empleos en el mismo periodo.

El año pasado las agencias inmobiliarias prosiguieron con su ajuste y actualmente operan en España 14 enseñas, frente a las 15 de 2010 y lejos de las 50 que funcionaban en 2007, según datos de los informes anuales sobre el sector franquicias de la consultora Tormo & Asociados.

Con una facturación de 70 millones de euros en 2011, un 32% inferior a la del ejercicio anterior, estas franquicias dan empleo directo a 2.456 personas, frente a los 15.432 trabajadores que sumaban en 2007.

Otro de los segmentos del sector franquicias que ha sufrido una mayor reestructuración a causa de la crisis es el dedicado a servicios financieros, que el año pasado tenía operativas 20 enseñas (una menos que en 2010) y 731 establecimientos, 266 menos que el año anterior.

La facturación en las franquicias de servicios financieros disminuyó el pasado ejercicio un 30,7%, hasta 88 millones de euros, en tanto que el empleo pasó de 2.638 trabajadores en 2010 a un total de 1.935 en 2011.

El conjunto del sector franquicia español facturó 18.990 millones de euros en 2011, lo que representa un retroceso cercano al 1% y la cifra más baja de los últimos cinco años.

Autor

Irene Ramirez

Irene Ramirez. Responsable de campañas en Grand Step. Fue redactora de Periodista Digital entre 2012 y 2013.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído