EL PRECIO DE LA VIVIENDA TIENE UN IMPACTO SOCIAL IMPORTANTE

Europa pone techo a los alquileres y las hipotecas

Mientras en España hay quien se congratula de que empiecen a subir otra vez unos precios de la vivienda todavía altos, países como Alemania o Reino Unido toman medidas para frenar las subidas de los alquileres y de los precios de las casas

Europa pone techo a los alquileres y las hipotecas
Casa, piso, vivienda nueva. PR

¿Es una buena noticia la subida del precio de la vivienda? En España hay quien quiere creer que sí. Por ejemplo, los propietarios de pisos que desean venderlos o alquilarlos en mejores condiciones que las actuales, porque consideran que el estado natural de las cosas es que los precios de los bienes inmuebles sean altos. En Europa, sin embargo, piensan de forma muy distinta porque tienen en cuenta las particularidades de este mercado, así como el impacto social de la vivienda. Por ello, algunos países empiezan a tomar medidas para limitar la subida de los alquileres y de los precios de venta de las casas.

El pasado jueves 5 de marzo, sin ir más lejos, el Bundestag alemán aprobó una ley por la cual se limita el importe de los alquileres en áreas donde la vivienda es o puede ser un bien escaso, por ejemplo, en la capital del país, Berlín. De acuerdo con la nueva norma, la cuantía del alquiler no puede superar en un 10% el precio medio del área porque el Gobierno federal considera que la vivienda no puede ser un bien de lujo. Esta limitación, por supuesto, afecta a los precios de la vivienda porque cuanto menos puedan crecer los arrendamientos, menos lo harán también los precios de los inmuebles.

La razón de esta medida estriba en que el 47% de la población alemana vive de alquiler, debido a las dificultades para conseguir una hipoteca -son a tipo de interés fijo y financian, como máximo, el 80% del precio-, y en que el precio de los alquileres ha crecido en los últimos años a tasas muy superiores a las de la inflación, una situación muy parecida a la que se vivió en España entre 1997 y 2007.

Por cierto, otro punto que contiene la norma se refiere a la comisión que cobra la agencia inmobiliaria si se alquila una vivienda a través de ella. La nueva ley alemana dice que esa comisión tiene que correr a cargo del propietario del piso, no del inquilino. En España lo habitual es que, al alquilar un piso a través de una agencia, el inquilino pague a esta una cantidad equivalente a una mensualidad como comisión de intermediación, en lugar de hacerlo el propietario, como sería lo lógico.

En el Reino Unido han optado por una fórmula diferente para contener los precios de la vivienda. Allí se ha decidido actuar, más bien, por el lado de la financiación. Así, el pasado mes de julio, el Banco de Inglaterra limitó el importe de las hipotecas que pueden conceder los bancos a 4,5 veces los ingresos anuales de una unidad familiar. Y lo hizo en unos momentos en los que los precios de la vivienda en los lugares donde ésta es más cara, en especial en Londres, equivalían a 3,5 veces los ingresos anuales de la unidad familiar.

Ese límite supone que la hipoteca se puede pagar en un plazo de diez años, o quince como máximo, lo que reduce los riesgos tanto para las familias como para las entidades crediticias.

Esta situación contrasta con lo sucedido en España durante la burbuja inmobiliaria. En esos años, el esfuerzo para adquirir una vivienda llegó a suponer 9,5 años de ingresos anuales de una unidad familiar, con lo que las hipotecas llegaron a firmarse por periodos de entre 30 y 40 años para poder hacer frente a los elevados precios de la vivienda. En la actualidad, y de acuerdo con los últimos datos publicados por el Banco de España, el precio de la vivienda equivale a 6,5 veces los ingresos anuales de la unidad familiar y la duración media de las hipotecas que se contratan es de 22,3 años, lo que indica que los inmuebles en España siguen sobrevalorados.

economiadelavida@periodistadigital.com

Autor

Emilio González

Emilio González, profesor de economía española, europea y mundial en la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad Autónoma de Madrid.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído