Economía
Albert Rivera (CIUDADANOS) con Malú. EP

Es bonito el amor (El corte de Albert Rivera a la cotilla Susanna Griso por preguntarle por Malú).

Sobre todo al principio, cuando la pasión se lleva todo por delante y todo parece nuevo (Boris Izaguirre: "Cuando Malú fue novia de Gonzalo Miró le quería solo para ella").

La cantante Malú acaba de adquirir un chalé a las afueras de Madrid de 500 metros cuadrados, edificados sobre una parcela de 3.000 (El 'nidito' que han elegido Albert Rivera y Malú para vivir juntos sin reparar en gastos ).

Cuesta 1,5 millones de euros y los ha pagado ella sola, dejando al margen a su actual pareja, Albert Rivera.

Hace unos días se publicó que Malú y Albert Rivera buscaban casa a las afueras de Madrid para vivir su romance de manera más discreta y alejada del ojo público. Pues bien, parece que ya la han encontrado, sólo que en vez de pagar un alquiler, han decidido adquirirla. Bueno, más bien ella.

Según Lecturas, la cantante ha comprado una mansión de 500 metros cuadrados, edificados sobre una parcela de 3.000.

Es de una sola planta, cuenta con un precioso jardín y está situada en La Florida, un exclusivo barrio situado al norte de la capital donde residen numerosos famosos.

Casi al lado de Valdemarín, donde acaba de comprar a precio de saldo zapatero un casoplón y muy cerca del David Lloyd Aravaca, donde el líder de Ciudadanos va ocasionalmente a jugar al tenis.

Todavía no se sabe si la pareja ya ha convertido éste en su nuevo nidito de amor, pero tiempo al tiempo.

La propiedad está tasada en 1,5 millones de euros y se firmó un hipoteca de 1.052.000 millones hasta 2043. Se trata de la última adquisición de Malú, pero no la única.

La sobrina de Paco de Lucía tiene otras tres casas: una vivienda unifamiliar en Majadahonda de 416 metros cuadrados (adquirida en 2004 con una hipoteca de 782.600 euros hasta 2034) y una casa en Aravaca de 291 metros cuadrados, adquirida en 1999 y ya pagada.

Y es que la novia de Albert Rivera tiene unas cuentas muy saneadas. Malú es una de las cantantes más consagradas con más de dos millones de discos vendidos.

Su caché se sitúa entre los 80.000 y los 190.000 euros por concierto y sus giras son un éxito.

Lo gestiona todo a través de Aprendiz y canciones S.L, una sociedad de la que es administradora única y que ingresó en 2017 más de un millón de euros.