Relato de noches de vendimia: Albret El Alba Chardonnay 2018

Cada botella de Albret El Alba Chardonnay 2018 cuenta de noches en vela, expectación, emoción…, en otras palabras, es el comienzo absoluto de la campaña 2018 en Finca Albret. A través de las cepas del viñedo El Alba se cruzaban los destellos de los frontales que los vendimiadores tenían como única luz para recolectar, uno por uno con mucho cuidado, los mejores racimos de uva chardonnay. En esas noches brilló la luna llena y permitía adivinar formas e, incluso, caminar entre las hileras de viñas. Sin su reflejo, la oscuridad habría sido absoluta.

La vendimia comenzó a la una de la madrugada y se dilató hasta el amanecer, cuando se interrumpían todos los trabajos en viña. A lo largo de esas horas, el tractor había estado recogiendo las pequeñas cajas de apenas diez kilos y, en un frenético ir y venir, las había llevado rápidamente a la bodega para que las uvas llegasen intactas.

Tanto mimo hasta hoy, cuando con cada botella de la añada 2018 del Albret El Alba Chardonnay podemos sentir el fruto del trabajo de aquellas tres emocionantes noches. Meses después, las mismas uvas dan un blanco fresco de delicada acidez y aromas intensos de fruta, flores de manzanilla y miel de romero, tan expresivo, que descorchar una botella nos transporta directamente a las noches de vendimia del verano pasado en El Alba.

Elaborado con chardonnay 100 % en la D.O. Navarra, ha pasado 6 meses en barrica de roble francés sobre sus propias lías con frecuentes bâttonages. Es un vino de gran armonía entre sus diferentes sabores, de mucho volumen, con acidez refrescante y ajustada, con gran presencia de la fruta, perfectamente integrada con la barrica, resultando muy redondo y agradable. Es muy apropiado para degustar mariscos, sopas de pescado, paellas, fideuás, pescados a la brasa, menestras y verduras en general. El PVP aproximado en tiendas especializadas de la botella de Albret El Alba Chardonnay 2018 es de 12 €.

Isabel López de Murillas y Pablo Pávez, enólogos de Finca Albret, auguran un gran futuro a este blanco especial: “A nivel aromático, 2018 fue un año fabuloso para blancos. Vinos sorprendentes, limpios, que cumplen todas las cualidades que se le exigen a un buen blanco: vinos muy vivos, frescos, frutales, y con mucha vida por delante. Albret El Alba Chardonnay 2018 evolucionará muy bien”.

Finca Albret
es un conjunto de terruños que poseen personalidad propia, de ahí que cada vino de Albret cuente una historia particular, que refleja dónde está ubicado, si en ladera, pendiente, norte, sur; qué lo rodea, plantas, árboles; entre qué piedras, suelos, sustratos, deben hundirse sus raíces. De ahí también que los vinos de Albret sean de producciones muy limitadas, sólo para quienes buscan reconocer el terruño en la copa.

Autor

Juan Luis Recio

Blogger gastronómico y de tendencias, crítico de vinos (XL Semanal), letrista, sociólogo, mensista, poeta

Recibe nuestras noticias en tu correo

Juan Luis Recio

Blogger gastronómico y de tendencias, crítico de vinos (XL Semanal), letrista, sociólogo, mensista, poeta

Lo más leído