El fuego que arrasa la zona norte de Los Ángeles

Kim Kardashian ha tenido que abandonar a toda prisa su lujosa mansión, situada al norte de Los Ángeles ante el voraz incendio que sigue extendiéndose por la zona norte y que ya ha arrasado con más de 3.200 hectáreas en California

La famosa celebrity es una de las miles de personas evacuadas por el peligro de uno de los peores incendios de los últimos años. Kim tuvo que dejar su casa en Hidden Hills cargando con todas las joyas que pudo, ante el temor de que el incendio, que está fuera de control, arrase con todo.

La socialite estadounidense grabó el fuego desde lo alto de su avión privado, que después colgó en sus cuentas en redes sociales, para mostrar el horror de las llamas que estaban muy cerca del complejo familiar en el que vive con Kanye West, según publica la revista People.

Según recoge Exclusiva Digital, Kardashian explicó a sus seguidores que estaba siendo evacuada y les pidió que "rezaran por Calabasas". "Acabo de llegar en casa y tuve una hora para empaquetar y evacuar nuestra casa. Ruego que todos estén a salvo", escribió en Pinterest.

 

Su hermana Kourtney también ha tenido que salir de su casa, muy cerca de la de su hermana a causa de la voracidad de las llamas.