Durante la recepción de los reyes, Pedro Sánchez ha protagonizado uno de los momentos más bochornosos del Dia de Fiesta Nacional.

Era la primera vez que el 'okupa' de La Moncloa asistía a un acto de estado de estas características como presidente del Gobierno y tras ser el primero junto a su esposa en saludar a D. Felipe y Dª Letizia se colocaban los dos a continuación de los reyes, en la misma posición que ellos, como dos miembros más a la hora del besamanos (Ni España ni los españoles se merecen a Pedro Sánchez y este Gobierno de mierda).

Inmediatamente lo responsables de protocolo lo han advertido y le tenían que avisar para que se retiraran ya que ése no era su lugar y debían avanzar hasta la sala donde debían aguardar las autoridades a que comenzara el cóctel (El socialista Pedro Sánchez pone en marcha su 'Ley Mordaza' contra periodistas y medios de comunicación).

Aunque actuaron con celeridad no pudieron evitar que Sánchez y su mujer saludara a la presidenta del Congreso (Carlos Herrera estalla contra los 'Picapiedras': "Pedro Sánchez es feliz porque lo que quisiera es ser de Podemos").

Fuentes cercanas a Sánchez justificaban el malentendido: "Ha sido un error. Nos habían indicado que había que hacer tiempo y por eso nos hemos quedado ahí"

Una metedura de pata que se ha convertido en la comidilla de los tradicionales corrillos, donde algunos mostraban en sus móviles el vídeo del momento a otros que no se habían enterado del error (Alfonso Ussía sacude una tunda 'filatélica' Pedro Sánchez a cuenta de sus 'enchufadas').