Un equipo internacional de biólogos, que trabaja en la selva amazónica peruana, observó por primera vez una gigantesca araña devorando a una zarigüeya, según rt.

Los científicos documentaron raras interacciones entre artrópodos y pequeños animales vertebrados en el Amazonas, que forman parte de un nuevo artículo publicado el 28 de febrero en la revista Amphibian & Reptile Conservation (ARC).

Durante su trabajo de campo, los especialistas fueron testigos de cómo una "tarántula del tamaño de un plato de comida" caza a una zarigüeya, que por unos pocos segundos siguió luchando por su vida.

"Estábamos bastante extasiados e impactados, y realmente no podíamos creer lo que estábamos viendo", dijo Mike Grundler, coautor del estudio.

Es usual que las tarántulas se alimenten de pequeños animales como ranas y lagartos, por eso el avistamiento del arácnido cazando a otro animal de mayor tamaño ha causado asombro.