Lavaplatos rechaza una herencia de 2,5 millones de euros

Un italiano emigrado a Londres ha sabido, casi después de diez años, que su madre le dejó una herencia de 2,5 millones de euros, pero aunque se dedica a lavar platos ha decidido que no quiere el dinero, debido a la mala relación que tenía con ella, informa la prensa local.

El caso saltó a los medios a finales de julio, cuando un abogado italiano publicó un anuncio en algunos periódicos británicos para localizar a Angelo Piroddi, que partió de su Cerdeña natal en 1989 y las últimas noticias que se tenían de él eran desde Londres, cuando escribió por última vez a su madre en 1992.

“Si lo conocéis, debéis decírselo. El no lo sabe”,

indicaba el anuncio con el que se buscaba a Piroddi, y lo que no sabía es que su madre, muerta en 1998 le había dejado una herencia de 2,5 millones de euros, que estaba apunto de perder por una reclamación de sus tías.

Piroddi ha sido localizado, según informa hoy el diario italiano La Stampa, por un periodista de un medio británico al que ha dicho sin medias tintas que no quiere la herencia.

“Yo no quiero ese dinero, se lo daré a alguien. No quiero a las personas que me han dejado esa herencia. Mi madre me dio siempre problemas cuando estaba viva y me los sigue dando incluso ahora que está muerta”.

Piroddi vive de manera humilde en la localidad de Reading, donde se dedica a lavar platos, el mismo oficio que tenía cuando le escribió a su madre una última carta en la que le decía que estaba en Londres y que no le buscase nunca más.

Su madre le nombró en su testamento heredero único y dejó claro que no quería que su dinero fuera a parar a sus hermanas, quienes el pasado año, y después de quince años sin noticias de su sobrino decidieron reclamar la herencia.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído