Una tienda prohíbe la entrada a «perros y rumanos» en Mallorca

Una tienda prohíbe la entrada a "perros y rumanos" en Mallorca

La Policía Local de Alcúdia ha ordenado la retirada de un cartel de contenido racista que había sido colocado en el exterior de una tienda de informática de la cadena Beep en esta localidad mallorquina.

El cartel, de gran tamaño, con los colores de la bandera de Rumanía de fondo y faltas de ortografía, decía: «Se prohíbe la entrada sin previo aviso a perros y rumanos, de lo contrario saldrán echando hostias«.

Respuesta a los robos sufridos

El cartel, al parecer, fue colocado por el propietario en respuesta a los robos sufridos en las últimas semanas, que atribuye a inmigrantes. El alcalde de Alcúdia, Miquel Ferrer, ha declarado al Diario de Mallorca que el Ayuntamiento había sido informado del suceso y que ordenó la retirada del cartel.

El cartel fue colocado por el propietario en respuesta a los robos sufridos en las últimas semanas.

«No es una cuestión agradable y se ha actuado en consecuencia», apuntó Ferrer, y añadió que «es un hecho aislado que no refleja la situación del municipio». El aviso de la existencia del cartel se efectuó a través de un email al Ayuntamiento y también en la página web mimesacojea.com.

Esta página, que incluye dos fotos del cartel, recoge el testimonio de una lectora que se encargó de distribuir las fotografías y que denuncia: «Gente amiga y coherente, Hoy venía en la furgo del trabajo por Alcudia, y vi un cartel afuera de la tienda de informatica Beep de Alcúdia que despertó mi lado más violento. Fui a casa y saqué un par de fotos que les pido muevan por todos lados (prensa, radios, etc.) No, no es USA hace 50 años… Ni Suráfrica hace 30. Es Mallorca hace 2 horas!!!».

La copropietaria del local, que regenta el negocio con su marido, un excandidato a la alcaldía de la localidad por Coalició per Alcúdia, explicó a Diari de Mallorca que «una serie de rumanos había robado material por valor de 3.000 euros».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído