Las insólitas exigencias de Mariah Carey

(PD).- Es un cuento más o menos conocido, pero no por eso deja de sorprender. Porque las poses de diva de Mariah Carey cada vez llaman más la atención por su exotismo. La cantante debía aparecer 15 minutos en los World Music Awards, que se realizaron este fin de semana en Montecarlo. Y para esa breve presentación, la lista de exigencias era tan extensa como insólita.

Primero, exigió transporte en un jet privado que costaba 150 mil dólares y para el alojamiento, pidió la suite penthouse del exclusivo Hotel de Paris de la ciudad por dos noches, a 15 mil dólares la noche.

Pero como no puede viajar sola, solicitó un tratamiento similar para el séquito de 15 personas que la acompañaban, entre estilistas y asistentes personales.

Y las cosas siguieron empeorando porque cuando consideró que la comida del hotel no satisfacía sus gustos, exigio que el renombrado chef Alain Ducasse, ganador del prestigioso premio Michelin fuera a prepararle una cena privada. Como le gustaron los resultados, pidio que el cocinero se quedara y le enseñara a preparar los linguini de almejas que comió para darselos a su flamante esposo el rapero y actor Nick Cannon.

Llegado el momento de la ceremonia, recogió su premio al Logro Especial, dio un breve discurso y se fue.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído