Sorpresa en el centro comercial

Aleluya de Navidad por el Coro Niágara de Canadá

80 miembros del coro de Niágara de Canadá se infiltran entre el público de un centro comercial para felicitar las fiestas

Un centro comercial, todo el mundo esta tomándose algo relajadamente después de un día de compras navideñas.

De repente, una mujer que parecía estar hablando por teléfono comienza a cantar el Aleluya de Händel ante la sorpresa de los allí presentes.

Acto seguido, otro chico se levanta y le sigue en la canción. Eran 80 miembros del coro de Niágara de Canadá se habían mezclado discretamente entre la gente del restaurante para felicitar las fiestas a los presentes.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído