"La organización irá en función de las necesidades"

El presidente del TSJIB desconoce aún la dimensión del juicio del Caso Nóos

El presidente del TSJIB desconoce aún la dimensión del juicio del Caso Nóos
Iñaki Urdangarin EUROPAPRESS

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB), Antonio Terrasa, quien este jueves ha sido reelegido en el cargo para los próximos cinco años, ha señalado que aún es «pronto» para conocer cuál será la «dimensión» del juicio del CASO NÓOS y cuáles serán sus necesidades organizativas. «Aventurar detalles es prematuro», ha admitido al respecto.

Así lo ha puesto de manifiesto durante la rueda de prensa que ha ofrecido a los medios tras ser renovado como presidente por el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), en la que ha sido inquirido sobre si ha habido algún tipo de planteamiento en torno a la celebración de la vista oral, ante lo cual ha apelado a la necesidad de que primero la causa llegue a la Audiencia Provincial de Baleares, procedente del Juzgado de Instrucción número 3 de Palma, cuyo titular es el juez José Castro.

«La organización irá en función de las necesidades, pero aún no ha llegado a la Audiencia; en cuanto llegue y el magistrado competente del caso tome conciencia cabal y tenga una idea perfilada de su dimensión, lo abordará», ha apuntado Terrasa refiriéndose a cuestiones como la duración del juicio, el número de acusados, abogados, testigos, peritos y otras personas que habrá presentes y las condiciones especiales que requerirá la vista.

Así, ha incidido en que es «un poco pronto para saberlo sin un examen meditado y detallado». Terrasa ha recordado que en todos los juicios que se celebran por presunta corrupción «nos vamos adaptando a las distintas necesidades de los asuntos para encajarlos con los medios que tenemos».

Por el momento, la Audiencia confía en celebrar el juicio antes de que finalice este año. Hasta un total de 17 acusados –en caso de que finalmente no vaya a juicio el vicealcalde de Valencia, Alfonso Grau– y más de 300 testigos comparecerán a lo largo de una vista oral que prevé alargarse durante varios meses, según informaron fuentes jurídicas a Europa Press.

Antes de ello, Castro debe remitir a la Audiencia toda la causa, que acumula más de 60 tomos, y su futuro enjuiciamiento entrará en el turno de reparto para causas de especial complejidad –establecido para casos de corrupción y asuntos con un amplio número de acusados–, del que dependerá que el caso sea juzgado por el tribunal de la Sección Primera o de la Segunda.

De este modo será fijada la fecha para la celebración de la vista, cuyos interrogatorios estarán centrados principalmente en cómo operaban las empresas que conformaban el entramado de desvío de fondos públicos por el que Urdangarin y su exsocio DIEGO TORRES se habrían apoderado de hasta 6,2 millones de euros de la Comunidad Valenciana, Baleares y Madrid.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído