A la empleada se le fue la mano y acabó prendiéndole fuego

Así dejó la mujer el baño de su oficina tratando de matar a una cucaracha

Sus compañeros salieron en estampida tras escuchar el ruido y empezar a ahogarse con el humo

Así dejó la mujer el baño de su oficina tratando de matar a una cucaracha
El váter tras el incendio PD

Fue una lucha encarnizada que casi acaba con su vida, y de paso con la de sus compañeros de oficina. Y todo por una cucaracha de tres al cuarto.

La joven empleada había ido a hacer sus necesidades al baño, en Taiwan, cuando se encontró con el desagradable insecto cerca de sus tobillos.

PISOTÓN Y FOLLÓN

Tras darle un pisotón, no sin antes montar un escándalo de cuidado a base de gritos y correrías, la mujer  envolvió al insecto en papel y lo lanzó a la taza del váter. Después, le prendió fuego.

Sin embargo, y según da cuenta ‘Metro‘, no contaba con que los materiales de limpieza que había utilizado en sus labores eran inflamables, por lo cual la taza explotó, literalmente.

Aunque la joven salió ilesa, el lugar quedó para los restos.

Los demás empleados ya habían puesto pies en polvorosa tras el cipote, y a nadie se le ocurrió quedarse para comprobar por qué salía tanto humo.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído