El Duque de Huéscar sale en defensa de las cuentas de su madre

La Duquesa de Alba en el punto de mira de Hacienda tras su muerte

La Duquesa de Alba en el punto de mira de Hacienda tras su muerte
El Duque de Huéscar EUROPA PRESS

A la duquesa de Alba le salía la declaración de la renta a devolver y tenía un entramado fiscal creado para pagar menos impuestos por sus posesiones, según publica la revista Interviu, que ha tenido acceso a un informe de la Agencia Tributaria remitido al juez que investiga las finanzas de Cayetana de Alba, fallecida en el mes de noviembre. Estas informaciones han sido desmentidas por su hijo y heredero del ducado de Alba, Carlos Fitz-James Stuart.

Al parecer la ingeniería fiscal permitió a la aristócrata que su declaración de patrimonio saliera negativa, pese a que estaba valorado en 44 millones de euros.

LA DUQUESA DE ALBA EN EL PUNTO DE MIRA DE HACIENDA TRAS SU FALLECIMIENTO

Los inspectores de la Oficina Nacional de Investigación del Fraude (ONIF) han investigado las más de 30 cuentas de la duquesa de Alba, así como su patrimonio y negocios después de que la investigación de la trama liderada por Gao Ping revelara resguardos de operaciones ordenadas por Cayetana de Alba desde una cuenta en Suiza. El trabajo de los funcionarios ha aflorado «irregularidades», según ha publicado recientemente la revista Interviu.

A pesar de ser una de las principales fortunas españolas, la duquesa de Alba pagaba cifras mínimas de impuestos gracias a un complicado entramado fiscal y a la ocultación de parte de sus cuentas, según relata la citada publicación.

Cayetana Fitz-James Stuart y Silva estaba dada de alta como rentista, lo que le permitió excluir la mayoría de posesiones en la declaración de patrimonio al entenderse que eran sus instrumentos de trabajo al dedicarse a los alquileres. También utilizó un mecanismo de préstamos entre sus propias sociedades para que finalmente el patrimonio diera cero a efectos fiscales.

En cuanto a las rentas obtenidas por ser rentista tampoco pagó apenas impuestos ya que presentaba gastos por un valor similar al de los ingresos, unos dos millones de euros anuales. Por ejemplo, en 2008 solo obtuvo 40.000 euros como beneficios, según sus declaraciones ante el fisco. El informe de Hacienda llegó al juez tras la muerte de la duquesa, por lo que la investigación y las presuntas irregularidades quedarán en papel mojado.

Su primogénito Carlos Fitz-James Stuart ha querido zanjar este particular asegurando que su fallecida madre donó en vida todos sus bienes por lo que es obvio que su declaración de la renta saliera a devolver. Asimismo desmintió que tuviera una cuenta en Suiza.

CARLOS FITZ-JAMES STUART: «CLARO PERO ES POR ESO, PORQUE LO DONÓ TODO»

¿Qué hay de cierto sobre el reportaje sobre unos presuntos delitos fiscales que cometió su madre, la fallecida duquesa de Alba? Pero qué ridículo si mi madre lo donó todo hace cuatro años, ¿Cómo no va a pasar eso?. Después de esos años, ¿qué va a salir en la contribución sobre la renta?. Es una tontería eso.

Se ha hablado de que existía una cuenta en Suiza.

¡Qué va a existir una cuenta en Suiza! Decían que cómo es posible que teniendo tanto patrimonio, le devuelva Hacienda.

Claro pero es por eso, porque lo donó todo.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído