OBLIGADO A METERSE EN AL QAEDA Y DESTRIPAR SUS SECRETOS

Lo invita el príncipe árabe a una fiesta, montan cama redonda, lo graban en vídeo y termina como espía

El desventurado estudiaba la ley islámica en los Emiratos Árabes Unidos

Es uno de los trucos más viejos del espionaje mundial. Y el tipo pico como un pardillo.

Según un archivo publicado por Wikileaks, Abd Al-Rahim Abdul Raza Janko estudiaba la ley islámica en los Emiratos Árabes Unidos (EAU) cuando fue invitado por el Príncipe Fisal Sudid Qasmi a pasar el rato con sus amigos de la universidad en un hotel local.

Cuando llegó, una fiesta sexual ya estaba en marcha y rápidamente se unió. Semanas más tarde, Qasmi amenazó a Janko con enviar una cinta de vídeo de la fiesta a una estación de televisión o a su familia si no espiaba para los EAU.

Como relata Wired –Did a Sex Tape Create an al-Qaida Spy?– acabó rumbo a Afganistán en 2000 para espiar a Al Qaeda.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído