Vídeo viral

Despedida de soltero extrema: ¿Es esto un streptease o una paliza?

Esto es sin duda una despedida de soltero muy extrema, con una bailarina que casi le ‘da una paliza’ con su danza al novio (El exnovio de la profesora que tuvo sexo con un alumno en un avión: «Fue una pesadilla vivir con ella»).

Y ahora unos consejos, para que no te pasen estas cosas (El secreto que se esconde detrás de las escenas de sexo más famosas del cine).

Si tu novia es una mujer salvaje, seguramente no vas a tener ningún problema con que te vayas con sus amigos a algún bar con señoritas -o exseñoritas- sin ropa («Sex Island», la fiesta caribeña clandestina con: dos mujeres «latinas» por hombre, shows de sexo en vivo, yates de lujo y «sorpresas»).

Sobre todo si ella está enterada. Incluso hay mujeres que no tienen inconveniente en acompañar a su novio a ver bailarinas desnudas, pero eso es -casi- como llevar a sus papás a una fiesta electrónica. No es que no se pueda, pero…

Eso sí, nada de hipocresías. Si ella se pone furiosa porque sus amigos lo llevaron a ver strippers, pero ella terminó en Apolo’s Men, el problema no son los desnudos sino los dobles raseros de su amada.

El principal inconveniente de las despedidas de soltero pueden ser los teléfonos y las redes sociales.

Si crees que se vas a ir a un bar de striptease y sus amigos -con tragos, por supuesto- no le van a tomar ni una foto y que, al menos uno de ellos no la va a poner en Facebook, permítanos felicitarlo por su magnífica vida en Corea del Norte, donde jamás ocurriría una situación de esta naturaleza.

Ahora bien, si te encuentras en cualquier otro país con acceso fácil a los teléfonos y a internet, mejor pórtese bien y sea precavido.

Eso no quiere decir que tu despedida de soltero deba ser en un salón de té. Cada vez es más común que los novios se vayan con sus amigos y amigas a un pequeño viaje. Si el plan es hacer rappel en Santander o a jugar y beber en Las Vegas, depende de sus gustos y presupuestos.

Si no hay viajes, una buena noche de fiesta será más que suficiente. Eso sí, no la haga en un día muy cercano a la boda. Usted no quiere llegar cansado, enguayabado o, si está de paseo, enfrentarse a algún vuelo retrasado o un inconveniente en la carretera que le impida llegar a tiempo a su gran día.

Hollywood está construido sobre esas historias.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído