Pon tu cara en un vídeo porno o lleva una estrella porno a tu vídeo

Porno: Están prohibiendo los vídeos ‘deepfake’, pero ya hay una compañía que ha empezado a comercializarlos

Porno: Están prohibiendo los vídeos 'deepfake', pero ya hay una compañía que ha empezado a comercializarlos
Hot fake con Jenifer Aniston. DP

Hay gente parab todo. El asunto comenzó hace algo más de un año y consiste en colocar el rostro de alguna celebridad sobre vídeos porno sin su consentimiento.

Ante esta avalancha de vídeos, la mayoría de las plataformas, como Twitter Pornhub, se declararon en contra de ellos, al grado de prohibirlos y bloquear a quien los suba o distribuya.

Pero, como subraya Raúl Álvarez en Xataca este 23 de agosto de 2018, no todas las compañías piensan igual, y el ejemplo está en Naughty America, una casa productora centrada en la producción de porno para diversas plataformas, quien le dio un giro a los ‘deepfakes’ y ahora ha empezado a usar sus posibilidades con el fin de obtener dinero.

Naughty America dio a conocer un nuevo servicio que se basa en las herramientas usadas en los ‘deepfakes’, es decir, inteligencia artificial a través de deep learning usando fotos, vídeos y contenido adicional que el cliente deberá enviar. ¿Cuál es el objetivo de esto?

Que la compañía pongo el rostro del usuario en el de un actor o actriz porno, y así ahora pueda formar parte de la acción.

Esa es al primera opción, ya que Naughty America también ofrece poner el rostro de cualquiera de sus actores o actrices porno en vídeos caseros de sus usuarios, para que así puedan presumir que tal actriz estuvo en su casa con ellos.

De hecho, la compañía asegura que en un futuro podrán grabar a sus actores para que aparezcan en diversos escenarios y adelantan que hasta podrán decir las frases que el usuario desee, para así tener una experiencia «más personal».

A diferencia de los ‘deepfakes’ que se hicieron famosos a inicios de año, lo que ofrece Naughty America no tiene que ver con celebridades, ya que todo se centra en sus propios actores, que suponemos tendrán algún tipo de convenio para aceptar esto, así como en sus usuarios, quienes deben ceder su imagen y vídeos para el montaje de los vídeos. Obvio Naughty America asegura que todo lo usan de forma confidencial, pero no queremos imaginar lo que pasará si uno o varios de esos vídeos personales se llegasen a filtrar.

Andreas Hronopoulos, CEO de Naughty America, mencionó que este nuevo servicio se basa en la personalización, ya que esa es la clave no sólo para el entretenimiento para adultos, sino para todo. Y para muestra, Naughty America publicó un par de vídeos donde se ve un ejemplo de lo que pueden hacer (vídeos NSFW).

Naughty America no especifica el coste que tiene este servicio personalizado, ya que para solicitarlo hay que enviar un mail donde se recibirán las opciones disponibles y el precio total. Y aquí viene la parte interesante, ya que Naughty America pedirá, a todos aquellos que soliciten este servicio, que firmen una carta en la cual ceden los derechos de su imagen para la creación de estos vídeos.

La compañía asegura que esto se los pide su departamento legal con el fin de comprobar que todos son mayores de edad y tienen consentimiento para trabajar en el montaje de los vídeos.

Asimismo, cuando se solicite poner nuestro rostro en un vídeo porno, recibiremos un guión donde nos pedirán enviar varios vídeos de nosotros haciendo todo tipo de expresiones faciales, la cuales se detallan en un documento con instrucciones especificas, sin las cuales no se hará el vídeo, asegura Naughty America, ya que son «indispensables para obtener resultados óptimos».

En cuanto a los vídeos ‘deepfakes’, Hronopoulos asegura que «sólo se trata de edición, nada más», ya que el montaje de porno falso usando celebridades no es nuevo, «la gente ha estado editando caras de personas en imágenes desde que comenzó internet».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído