Lo que los fans pagan por tener algo de sus ídolos; desde el pelo de Justin Bieber a la comida del perro de Paris Hilton

Lo que los fans pagan por tener algo de sus ídolos; desde el pelo de Justin Bieber a la comida del perro de Paris Hilton
Lo que los fans pagan por tener algo de sus ídolos; desde el pelo de Justin Bieber a la comida del perro de Paris Hilton RS

Para gustos colores y jardines. Los fans de estrellas como Justin Bieber, Lady Gaga, Rihanna o Paris Hilton, entre otros, están dispuestos a hacer cualquier cosa por sus ídolos, incluso pagar cantidades desorbitadas de dinero por conseguir algunas de sus pertenencias. Estas son las cifras que han desembolsado algunos por tener algo de ellos, según recoge el autor original de este artículo informalia y comparte Manuel Trujillo para Periodista Digital.

El vestido que Lady Gaga se dejó olvidado en el hotel tras la última gala de los Globos de Oro es buen ejemplo de ello. La prenda diseñada por Valentino fue encontrada por una de las señoras de la limpieza que la llevó hasta objetos perdidos. Nueve meses después, nadie lo reclamó y el vestido pasó a ser propiedad de la trabajadora, que ahora lo subastará por un precio de salida de 8.000 euros.

¿Cuánto llegarán a pagar los seguidores de la intérprete de Shallow por conseguirlo? Habrá que esperar un tiempo para descubrirlo… Por el momento, sabemos que están dispuestos a desembolsar una gran cantidad, ya que en 2013 se pagó hasta 12.000 euros por hacerse con una uña que había perdido durante un concierto celebrado en Dublín.

Lo que también funciona bien a la hora de ponerlo en el mercado es el pelo de los famosos. Justin Bieber vendió uno de sus mechones por la friolera de 32.700 euros. Eso sí, lo hizo por una causa solidaria, ya que los beneficios fueron donados a una ONG californiana dedicada al cuidado de los animales. Por una botella de agua usada por é mismo, otro seguidor llegó a pagar hasta 624 dólares.

Otros mechones de famosos que se han vendido por Internet han sido los de Elvis Preysler, por el que en 2017 se pagaron 1.300 euros, uno de Marylin Monroe, que en 2016 se vendió por 51.000 euros y otro de David Bowie que, tras su muerte, le costó a su fan unos 16.900 euros.

Los seguidores de Rihanna se alborotaron a principios de octubre cuando la cantante de Umbrella sacó a la venta su autobiografía por el desorbitado precio de 100.000 euros. Se vendía junto a un atril de mármol portugués, además de contar con la firma de la cantante de su puño y letra. Se agotó en cuestión de horas, junto a otros packs que oscilaban entre los 140 euros y los 5.000.

Los fans de Paris Hilton no se quedan atrás. La DJ tiró a la basura unas latas de comida para perro y un fan avispado que pasaba por el contenedor las robó para luego venderlas por Internet. Un fiel de seguidor de la modelo llegó a pagar nada más y nada menos que 276 euros por ellas.

Un seguidor de Louis Tomlinson, cantante de One Direction, pagó hasta 10.000 dólares por hacerse con un trozo de pizza mordido por el artista. Por Kayne West y Scarlett Johansson también han llegado a hacer auténticas locuras: por una bolsa de aire del marido de Kim Kardashian llegaron a desembolsar 55.000 euros y por un pañuelo usado de Scarlett Johansson, se gastaron 3.500 euros. Con este dinero, la actriz compró juguetes para niños sin recursos.

Autor

Manuel Trujillo

Periodista apasionado por todo lo que le rodea es, informativamente, un todoterreno

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído