Prende fuego a los genitales de su pareja por celos

(PD).- La gravedad de las quemaduras que presentaba en el abdomen y los genitales una mujer de 30 años, que acudió a Urgencias al no poder soportar por más tiempo el dolor, ha descubierto en Alicante un posible nuevo caso de violencia de género que, de otro modo, quizá habría pasado desapercibido.

Fueron los sanitarios del hospital alicantino los que, al observar las heridas de la víctima, denunciaron los hechos a la Policía Nacional. Su pareja y presunto agresor ya está en prisión, tras pasar ayer a disposición judicial.

La agresión machista se produjo el pasado sábado, en una vivienda abandonada que ocupaba la pareja, que vivía en la indigencia. Así, según explicaron fuentes policiales, ambos mantuvieron una discusión, que fue el presumible detonante de la brutal agresión.

Un masaje de «perdón»
Sin embargo, posteriormente él le pidió perdón, y le propuso darle un masaje como señal de arrepentimiento y de afecto, a lo que ella accedió. Como se demostró con posterioridad, sus intenciones eran bien otras: después de embadurnarla con alcohol para facilitar el masaje, le prendió fuego.

La víctima se apagó las llamas como pudo y se curó las heridas, según el relato de los hechos, pero no denunció a su pareja. Dos días después, el dolor era ya tan insoportable que acudió al hospital. donde fue intervenida.

Según el parte médico, presenta quemaduras de segundo grado profundo y tercer grado en el ocho por ciento de su cuerpo, localizadas en la parte baja del abdomen y la zona genital. Según el protocolo que siguen los centros hospitalarios en posibles casos de violencia machista, fueron los médicos que atendieron a la mujer los que pusieron al corriente a los agentes de la agresión.

Durante cuarenta y ocho horas
La víctima había soportado el dolor de las graves quemaduras durante cuarenta y ocho horas, con tal de no denunciar a su pareja. En ese tiempo, ni denunció los hechos -que en realidad trataba de ocultar- ni solicitó atención médica. Finalmente, vencida su resistencia al dolor, no tuvo más remedio que acudir al hospital.

Una vez alertados los agentes, comenzó la búsqueda del agresor, que fue localizado y detenido gracias a los datos aportados por los médicos -tras el relato de la víctima-, según fuentes del caso.

Tras detenerle, la Policía descubrió que le constaban diversos antecedentes, por delitos contra el patrimonio, la libertad sexual y contra la salud pública.

Prisión sin fianza
La titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer de Alicante decretó ayer el ingreso en prisión sin fianza para el hombre, después de tomarle declaración por la agresión machista ocurrida el sábado.

La jueza ha abierto una causa por un delito de lesiones y ha prohibido al acusado, un hombre de 57 años, comunicarse con la víctima a través de cualquier medio, según informaron fuentes del Tribunal Superior de Justicia (TSJ).

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído