CRIMEN Y CASTIGO

La Policía detiene dos buzos por dejar morir a un ‘colega’ mientras buscaban bultos de cocaína en el fondo del mar

La Policía detiene dos buzos por dejar morir a un 'colega' mientras buscaban bultos de cocaína en el fondo del mar
Uno d elos buzos, detenido por dejar morir a su colega, cuando buscaban fardos de droga bajo el mar. PN

Unos miserables a los que cegó el afan de droga y dinero. La Policía Nacional ha detenido en Algeciras (Cádiz) a dos tipos, de 44 y 41 años y residentes en Manilva (Málaga) y Algeciras, que acompañaban en su inmersión al submarinista desaparecido en la localidad gaditana el pasado 18 de septiembre de 2018.

Se acusa a los dos arrestados de los delitos de homicidio en comisión por omisión y contra la salud pública, ya que la inmersión que realizaban era para actividades vinculadas al narcotráfico.

Los detenidos, según los investigadores, son los responsables de la muerte del submarinista, que desapareció mientras realizaba una inmersión.

“Primó el interés económico por delante de la vida de su propio compañero”. Es la explicación que uno de los investigadores encuentra para comprender qué movió a dos buzos para dejar morir al tercero.

Manuel S. C., de 41 años, desapareció el pasado 18 de septiembre, después de que los ahora arrestados informasen de que le habían perdido la pista mientras buceaban, supuestamente, en una zona conocida como Boquete de los Bodiones. Los sospechosos —de 44 y 41 años y originarios de Algeciras y Manilva (Málaga)— llamaron al 112 e informaron de que Manuel no había conseguido salir a la superficie.

Una de las incoherencias más importantes es que la desaparición ni siquiera se produjo en el lugar que los denunciantes habían dicho.

“Se produjo a ocho o nueve kilómetros en sentido opuesto de donde ellos dijeron”, explica un investigador de la UDEV de Algeciras.

También que, pese a que la inmersión comenzó en torno a las seis de la tarde, los compañeros no dieron el aviso hasta pasadas las 23.00.

“Denegaron el auxilio al buceador e incluso desviaron la atención de las labores de auxilio y rastreo”.

Tras diez días de angustiosa búsqueda de la Guardia Civil, en la que incluso participó su hermano, el cadáver del algecireño fue hallado flotando en las inmediaciones de la Isla Verde, una de las terminales de carga de mercancías del puerto de Algeciras.

El suceso ocurrió el pasado 18 de septiembre, cuando sus compañeros, que le acompañaban en una inmersión, avisaron al 112 después de comprobar que no salía a la superficie.

En el dispositivo de búsqueda participaron Guardia Civil y Salvamento Marítimo, además de muchos voluntarios encabezados por el hermano del desaparecido.

La búsqueda se mantuvo durante diez días, hasta que efectivos de la Guardia Civil localizaron el cuerpo sin vida en las inmediaciones del muelle de Isla Verde, en el puerto de Algeciras.

Tras el descubrimiento del cadáver, la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) de la Comisaría de Algeciras inició una investigación para esclarecer la muerte y las «extrañas circunstancias», apunta la Policía, en las que se produjo la desaparición.

Tras recabar datos de distintas fuentes y los primeros análisis de la autopsia se llegó a la conclusión de la autoría de los dos sujetos detenidos, por estar realizando otras labores relacionadas con el tráfico de drogas.

Consideran los investigadores que los detenidos dieron prioridad a la actividad delictiva frente a su posición de garantes respecto al buzo mientras estaba sumergido, denegándole toda posibilidad de auxilio y en su caso, de superveniencia el día de autos.

Los dos detenidos serán puestos a disposición del Juzgado de Instrucción de guardia número dos de Algeciras, mientras que la investigación continúa abierta.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído