LA SUERTE Y LA VIDA

La muerte de Arancha: un disparo en el pecho cuando iba de caza con hermanos y amigos

La muerte de Arancha: un disparo en el pecho cuando iba de caza con hermanos y amigos
Arancha C.V., muerta en una cacería en Valdemanco. PD

Iba a ser una jornada divertida, familiar y emocionante. Hacía apenas unas horas de que en el pueblo había caído un quinto premio de la Lotería de Navidad. Todo apuntaba a un domingo de alegría y acabó en tragedia.

Arancha C.V., estudiante de fotografía de 22 años de edad, años murió de un disparo de caza accidental en un paraje del municipio madrileño de Valdemanco cercano a la M-633.

Arancha no era cazadora pero iba con sus dos hermanos, algunos primos y otros amigos que sí lo son.

La chica, sus amigos y familiares habían salido a practicar caza menor: liebres, conejos, alguna perdiz… en la falda de la montaña de la sierra de Madrid.

Sobre las 16.30 de este 22 de diciembre de 2019, el 112 recibió un aviso de que una persona, que se encontraba de caza, recibió un disparo de forma accidental en un paraje de monte bajo de difícil acceso.

Al llegar al lugar del accidente, los sanitarios del Servicio de Urgencia Médica de la Comunidad de Madrid (Summa 112) confirmaron que la chica se encontraba en parada cardiorrespiratoria a consecuencia de una herida por arma de fuego en el tórax.

Realizaron maniobras de reanimación cardiopulmonar avanzada durante 20 minutos, tras las cuales confirmaron el fallecimiento

El autor del disparo fue un menor de 17 años que les acompañaba y que está siendo investigado por homicidio imprudente.

La Guardia Civil del cuartel de San Agustín del Guadalix (Madrid) ha investigado el suceso y tras tomar declaración al desventurado chaval y a los testigos baraja como principal hipótesis que se trató de un hecho fortuito.

En Valdemanco, que tiene apenas poco más de 900 habitantes, muchos vecinos son cazadores.

Booking.com

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído