Los datos oficiales apuntan que, diariamente, otros 7 infantes desaparecen y terminan sometidos a abusos sexuales y posibles asesinatos

La infancia, ‘sentencia de muerte’ en México: el país donde matan a 3 niños al día

La infancia, ‘sentencia de muerte’ en México: el país donde matan a 3 niños al día
Niños asesinados en México PD

Fátima abrió los ojos a la comunidad internacional de lo que, diariamente, ocurre en las ciudades y poblados de México. La niña, de tan solo 7 años, fue encontrada muerta en una bolsa de basura tras haber sido torturada y con signos de una posible agresión sexual. La edad no es un impedimento para la ola de feminicidios que afectan al país azteca, todo lo contrario. La infancia se ha convertido en una especie de ‘sentencia a muerte’.

La brutalidad de la muerte de Fátima y la «cadena de errores» de las distintas instituciones que llevaron su caso causaron una enorme indignación y convirtieron a la niña en otro de los rostros de una lacra que continúa desangrando a México. Una situación que está más descontrolada de lo que se podría imaginar.

Cada día, según cifras del informe de 2019 de la Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM), al menos tres menores de edad mueren en el país a causa de una violencia que va en aumento y que las autoridades no logran detener.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, está siendo objeto de innumerables críticas por una sociedad que le reclama actuar frente a los brutales feminicidios que azotan el país y que ya se han convertido en una de las mayores crisis de su gobierno.

Aunque Andrés Manuel López Obrador prometió combatirlo «con toda la fuerza que tiene el gobierno», la tía de Fátima fue vocera con su improvisado testimonio de la creencia de buena parte de los mexicanos: que los crímenes de mujeres y niñas no se investigan lo suficiente y sus nombres acaban quedando en el olvido para las autoridades. Las dudas no son para menos, ya que el propio mandatario mexicano fue quien solicitó a los líderes de las bandas criminales que “se porten bien”, una patética forma de encarar a los narcotraficantes.

Los datos de la muerte

Según cifras del informe de la REDIM, cada día asesinaron a 3,6 menores de edad como promedio desde el año 2000 al cierre de 2019, calificado como «el año con el mayor número de homicidios dolosos en la historia del país».

En un país con unos 40 millones de personas entre 0 y 17 años de edad, las niñas y adolescentes mujeres supusieron una de cada de diez víctimas de feminicidios entre 2015 y 2019.

Las desapariciones también van a peor. Con datos de 2012 a 2018, el informe reveló que diariamente se perdía el rastro de cuatro niños en el país.

Pero tras conocerse el último informe de la Comisión Nacional de Búsqueda de Personas, la cifra promediodurante el año pasado ascendió hasta siete, según subraya la REDIM.

«Es lamentable que ocho de cada diez niños no salgan a la calle o vayan solos a la escuela por inseguridad porque les puede pasar lo mismo que a Fátima. La violencia permea todos los ámbitos de nuestra vida», dice el director ejecutivo de la REDIM, Juan Martín Pérez García.

Además de por asesinatos a manos de familiares o conocidos, algunos de estos niños fueron víctimas tras verse inmersos en redes de trata de personas o, especialmente, en grupos de crimen organizado.

Elena Azaola, investigadora del Centro de Investigaciones y Estudios Superiores en Antropología Social (CIESAS), destaca que «no es una única forma de violencia la que lleva a estas muertes, pero todas llevan a una insensibilidad por los problemas de infancia».

Por estados, la REDIM destaca cómo la violencia ya no solo se concentra en la frontera norte del país sino que se ha desplazado hacia el centro y sur.

Las críticas a AMLO

Después de que casos como Fátima se convirtiera en símbolos de la crisis de feminicidios en México, el presidente López Obrador enfrenta a diario duras críticas por su actuación al respecto.

Varias protestas se tomaron las calles en los últimos días para exigir justicia para las asesinadas y critican que AMLO no responda con acciones claras para atajar el problema sino, consideran, tratando de responsabilizar a gobiernos anteriores del problema.

«Por convicciones y principios, estoy en contra del feminicidio. Es inaceptable, aborrecible», dijo López Obrador hace unos días en una conferencia de prensa en la que se comprometió a combatirlo «con todos los medios y con toda la fuerza que tiene el gobierno para erradicarlo».

«Muy lamentable que esto suceda y desde luego estamos haciendo todo lo que nos corresponde para evitarlo. Lo más eficaz es procurar entre todos; desde luego el gobierno es el principal responsable de aplicar una política para tener una sociedad mejor», añadió.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído