EN LA COSTA DE GRANADA

La Guardia Civil alerta a la ciudadanía de la presencia de un tiburón de 8 metros

El Servicio Marítimo de la Guardia Civil ha advertido este 16 de mayo de 2020 de la presencia de un tiburón peregrino, de algo más de ocho metros de largo, en las proximidades de la costa granadina.

Miembros de la Benemérita, que se encontraban patrullando en las cercanías de la playa de Mamola, en el término municipal de Polopos (Granada), divisaron pot la mañana en la superficie del agua la aleta de un tiburón de grandes dimensiones.

Al acercarse, pues estaba prácticamente en la superficie y a menos de 400 metros de la orilla, los agentes pudieron comprobar que tenía algo más de 8 metros de longitud, por lo que recomendaron a las personas que estaban practicando kayak que no se aproximaran a la zona.

MIEDO

El miedo a los tiburones es un fenómeno bastante extendido como consecuencia, en parte, a exitosas películas de ficción como Tiburón.

Pero lo cierto es que, pese a su fama de animales letales, estas criaturas provocan un número de muertes humanas relativamente bajo en comparación con otros accidentes relacionados con animales.

Los mosquitos, por ejemplo, acaban según la OMS con la vida de más de 750.000 personas cada año debido a que transmiten enfermedades como el dengue, la malaria, la fiebre amarilla o el zika.

Los siguen las serpientes, que matan a unas 50.000 personas cada año; los perros, que causan unas 25.000 muertes mediante la transmisión de la rabia; y la mosca tse-tse, que transmite la enfermedad del sueño y mata a unas 10.000 anualmente.

En realidad, los tiburones ocupan uno de los últimos eslabones del ranking de animales más mortíferos.

Los escualos matan al año a unas 100 personas en todo el mundo y sólo en una cuarta parte de los casos, no hubo provocación por parte del hombre.

LOS TIBURONES

Los tiburones, también llamados escualos, pertenecen al orden de los selacimorfos y llegaron a convivir con los dinosaurios.

Una afirmación así no puede hacerse con apenas ningún animal de los que hoy en día conocemos.

Su presencia en nuestro planeta está documentada desde hace más de 450 millones de años, si bien es cierto que aquellos no son los mismos que rondan los océanos en la actualidad sino una versión evolucionada.

Se trata de un tipo de pez situado en la parte superior de su cadena trófica y desempeña la función básica de regular la población de otras especies que se hallan por debajo de él.

Por este motivo es muy preocupante el descenso de población de estos animales debido a la pesca ilegal que se lleva a cabo en muchas regiones el mundo.

Se conocen más de 465 especies diferentes. Un tiburón puede llegar a tener más de 20.000 dientes a lo largo de su vida después de los continuos cambios de dentadura que experimentan.

EN PELIGRO DE EXTINCIÓN

  • Los tiburones están amenazados
    Según los expertos, al menos una cuarta parte de tiburones, rayas y quimeras del mundo están en peligro de extinción, incluyendo cada uno de los 14 mejores  tiburones que se encuentran habitualmente inmersos en el comercio de aletas de tiburón. Algunas poblaciones de tiburones han disminuido en un 99% en los últimos 50 años.
  • Cada año mueren más de 100 millones de tiburones
    Una investigación publicada en diciembre de 2012 en la revista Marine Policy expuso que cada año desaparecen 100 millones de tiburones a causa del ser humano. Tratándose de una estimación, el número real podría rondar desde los 63 a los 273 millones de tiburones muertos por año. Teniendo en cuenta que apenas unas 12 personas mueren al año a causa del ataque de un tiburón, las cifras deberían darnos en qué pensar.
  •  Más de 11.000 tiburones son matados cada hora
    Teniendo en cuenta los datos publicados en la revista Marine Policy, esto se traduce en 11.408 tiburones muertos cada hora. Dado que los tiburones maduran lentamente y muchas poblaciones de tiburones se encuentran actualmente en peligro de extinción, podríamos asistir a la desaparición de muchas  especies si este ritmo no cesa.
  • Los océanos serían los primeros en sufrir su desaparición
    Los tiburones llevan en el planeta unos 420 millones de años. Como depredadores, mantienen las poblaciones de otros peces en la proporción adecuada dentro de la cadena alimenticia. Con los  océanos cubriendo el 71% de nuestro planeta, el mantenimiento del equilibrio de los ecosistemas de nuestro planeta azul es crítico y los tiburones representan una parte esencial en ellos.
  • El mayor mercado del mundo de aletas de tiburón
    Casi todas las rutas de comercio de aletas de tiburón conducen a Hong Kong ( China); no en vano, en 2012 fue responsable de más de la mitad de todas las aletas de tiburón importadas a todo el mundo. En 2013 se produjo una caída del 35% en las importaciones a Hong Kong.
  • 145 naciones comercian con productos de tiburones
    Si Hong Kong es el mayor mercado del mundo de aletas de tiburón, la mayoría de ellos son importados de otras naciones. La cifra no pasa desapercibida: hasta 145 países comercian con productos relacionados con los tiburones, lo que destaca la  naturaleza global de este problema.
  • Los tiburones en Estados Unidos
    A pesar de que la caza de tiburones es ilegal en Estados Unidos, esta directriz legal no impiden el sacrificio de especies amenazadas y  en peligro de extinción por los pescadores estadounidenses o la importación de aletas de tiburón.
  • Retirar las aletas de tiburón cuando aún está vivo
    La creencia de que los tiburones no sienten dolor es totalmente falsa, pues los tiburones están conectados neurológicamente y genéticamente para experimentar dolor y muestran síntomas de angustia prolongada al lesionarse. A pesar de ello, está ampliamente extendido el acto de extraer/cortar las aletas de los tiburones mientras estos aún están vivos. Podemos hacernos una idea del nivel de dolor experimentado por un tiburón en este momento.
  • Una vez cortadas las aletas, los tiburones son lanzados al mar
    La aleta del tiburón es la parte más valiosa de este  pez (si hablamos a nivel de mercado, pues las aletas de tiburón pueden alcanzar unos 880 dólares por apenas medio kilogramo); mucho más valiosa que el resto de su cuerpo. Por ello, una vez que son cortadas con el tiburón aún vivo, los pescadores lanzan por la borda el resto del tiburón.
  • ¿Qué ocurre con estos tiburones?
    Tras ser lanzados por la borda, un tiburón no puede hacer nada sin sus aletas. Lo único que ocurre es que el tiburón cae lentamente hacia el fondo del océano. Está vivo, pero no puede nadar, por lo que su destino solo puede pasar por tres variables: muere ahogado, muere desangrado o muere víctima de otros depredadores que acaban comiéndoselo poco a poco por no poder huir o defenderse.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Los vídeos más vistos

Lo más leído