Hasta que el Seprona no le cace no se podrá confirmar de qué tipo de animal se trata

Se resuelve el misterio de ‘la pantera de Granada’: un fotógrafo capta al gato negro que trajo el terror

Alfonso Azaustre, un fotógrafo especializado en fotografía documental de viaje y naturaleza, captó las imágenes

Se resuelve el misterio de 'la pantera de Granada': un fotógrafo capta al gato negro que trajo el terror

Los vecinos de la localidad de Ventas de la Huelma, en Granada, llevan desde el sábado 12 de septiembre en alerta ante la aparición de un pantera en los alrededores del municipio, mientras el Seprona, la unidad de la Guardia Civil, continúa con las labores de búsqueda.

Los agentes han incrementado los medios del dispositivo con el que busca a esta ‘pantera’, a raíz del aviso dado por unos vecinos, quienes aseguraron haber avistado al animal en el camino que sale junto al castillo y frente al Ayuntamiento.

Los agentes solicitaron la colaboración de los cazadores de la zona para ayudar a encontrar a la supuesta pantera negra, e incluso anunciaron que iban a preparar cebos vivos para capturarla, entre los que se encontraban un cordero o un conejo.

Sin embargo, Alfonso Azaustre, un fotógrafo especializado en fotografía documental de viaje y naturaleza, se ha trasladado hasta el lugar para tratar de obtener unas mejores imágenes del animal, ya que la única que había hasta el momento era la de un ciclista que realizó con su móvil.

Increíblemente, Azaustre logró realizar una instantánea del felino, pero asegura que no se trata de una pantera negra, sino un gato.

Así lo demuestra el fotógrafo en una secuencia de fotos realizada y que ha dejado sorprendidos a los agentes del Seprona, cazadores y vecinos de la localidad.

Desde la unidad de la Guardia Civil han destacado al diario Ideal, que «lo que han visto los agentes del Seprona no es una pantera, pero no se puede descartar nada hasta que no se le capture, sólo podemos decir que se mantiene la búsqueda de un animal salvaje».

«La verdad es que de lejos se ve más grande, el rabo es largo… luego cuando te acercas ya no hay duda de que no es una pantera, pero de lejos…», ha declarado Azaustre.

«Lo he tenido delante, a unos treinta metros, era grande pero no creo que se trate de una pantera», ha indicado Azaustre, que apuesta por que el animal sea más bien un gato oscuro de grandes dimensiones, informa Efe.

Se trataría entonces de un gato común, tan doméstico como el que cualquiera tiene en casa. Ni montés, ni salvaje.

Desde el Ayuntamiento de Ventas de Huelma y Ácula aclaran lo siguiente

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Yéssica Salazar

Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo. Con Máster en Gerencia y Tecnologías de la Información. Con infinito amor por el periodismo y los medios audiovisuales que me han permitido conocer nuevos senderos, diferentes y desconocidos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído