En la localidad madrileña de Valdemoro

Muere atropellado un chico de 16 años, cuando cruzaba con patinete un paso de peatones

Era de noche y el chico entró en parada cardiorrespiratoria y los trabajos de reanimación no pudieron salvar su vida

Muere atropellado un chico de 16 años, cuando cruzaba con patinete un paso de peatones
El patinete destrozado tras ser arrollado por un coche. PD

Un menor de edad de 16 años ha muerto la noche de este viernes en la localidad madrileña de Valdemoro al ser atropellado por un vehículo cuando cruzaba en patinete un paso de peatones.

Los hechos han ocurrido sobre las 23:00 horas de la noche del viernes, 16 de abril de 2021, en la Avenida Mar Egeo de la localidad, según han informado fuentes de Emergencias 112 Comunidad de Madrid.

Un vehículo ha arrollado al menor cuando cruzaba en patinete por un paso de peatones.

Como consecuencia del impacto, el chico ha entrado en parada cardiorrespiratoria.

Sanitarios del Summa-112 personas en el lugar le han practicado las maniobras de resucitación cardiopulmonar sin éxito y únicamente han podido confirmar el fallecimiento del joven.

Al lugar también han acudido agentes de la Policía Local de Valdemoro, que se han hecho cargo de la investigación para determinar las circunstancias en las que se ha producido el arrollamiento.

Cruzar un paso de peatones montado en patinete eléctrico esta prohibido

Con la llegada de las bicicletas y los patinetes eléctricos cada vez son más usuarios los que recurren a este tipo de transporte en lugar de utilizar el coche.

Sin embargo, deben ser conscientes de que no son peatones y que no pueden circular por cualquier sitio.

Existe una normativa que hay que respetar y eso incluye los pasos de peatones, un lugar destinado al cruce protegido de los viandantes que cada vez se ve más desvirtuado por el uso inadecuado de otros vehículos.

En el Reglamento General de Circulación se especifica en varios artículos información sobre los pasos para peatones y quiénes pueden circular por ellos.

El artículo 121.5 explica que «la circulación de toda clase de vehículos en ningún caso deberá efectuarse por las aceras y demás zonas peatonales».

Teniendo este punto claro y sabiendo que la bicicleta a efectos legales es considerada como vehículo, ésta no puede circular por los pasos de peatones a no ser que quien la utilice se haya bajado de la misma y vaya empujándola a pie.

De otra forma, no es legal realizarlo y puede recibir una sanción administrativa de hasta 200 euros ya que según el artículo 65.4 del reglamento citado es una infracción grave.

Para evitar esta situación, precisamente existen los carriles-bici y su paso concreto delimitado junto a los pasos de peatones, en el caso de que existan.

Así no será necesario bajarse de la bicicleta ni recibirán la multa mencionada por pasar de forma incorrecta por un paso de cebra.

No obstante, el Reglamento General de Circulación deja abierta la opción de que las ordenanzas municipales puedan tener la última palabra en este tipo de cuestiones y podrían, por ejemplo, dejar que las bicicletas y los patines eléctricos circulasen por la acera, todo dependiendo del municipio y de su voluntad de respetar o no el reglamento.

En el caso de los patinetes eléctricos la cuestión es más complicada.

Se definen como Vehículos de Movilidad Personal (VMP) y de momento la ley no los considera como vehículos de motor aunque dispongan de uno.

No está definido de forma concreta por dónde pueden o no circular los patinetes eléctricos.

De hecho, al igual que en el caso de las bicicletas, las ordenanzas municipales son las que han tenido que dar un paso más allá para regular los patinetes eléctricos.

En el caso de Madrid y Barcelona está prohibido que estos vehículos circulen por las aceras y, por tanto, también por los pasos de peatones.

Esta regulación se hizo necesaria después de que empezasen los accidentes y los fallecimientos.

Sin un marco regulatorio los patinetes eléctricos pueden llegar a ser peligrosos ya que no están definidos sus límites.

No obstante, la DGT deja claro que los Vehículos de Movilidad Urbana son vehículos y como tal, al igual que las bicicletas, queda claro que no pueden circular por los pasos de cebra.

Quien lleve uno debe bajarse del vehículo e ir andando con ellos. Si no, podrá recibir una multa de hasta 200 euros.

Te puede interesar

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído