La madre de la menor fue detenida posteriormente en el cuartel de la Guardia Civil, donde acudió al no encontrar a la menor

Deja a su hija de 10 años encerrada en el coche para irse a la discoteca

La menor llamó al teléfono de emergencias 112, lo que hizo que los agentes pudieran detener a la madre

Deja a su hija de 10 años encerrada en el coche para irse a la discoteca
Discoteca PD

Una mujer fue detenida por la Policía Local de Sueca (Valencia) por un presunto delito de abandono de menores después de que su hija de 10 años, a la que dejó en el interior de un vehículo mientras ella se iba a una discoteca, pidió ayuda al 112.

Los hechos se produjeron la madrugada del pasado sábado 20 de noviembre, cuando la menor telefoneó pidiendo ayuda y alertando de que estaba sola y, aunque desconocía el lugar exacto donde se encontraba, al no residir en ese municipio, los agentes lograron localizarla a los pocos minutos de la llamada con la ropa mojada, nerviosa y llorando.

Al parecer, la madre de la niña la había dejado sola en el coche mientras acudía a una discoteca, según han informado fuentes municipales en un comunicado.

Una vez calmada y asistida en una primera instancia, y tras ofrecerle alimento y ropa de abrigo, la menor fue atendida personalmente por una agente de la Policía Local con formación profesional en psicología para intentar evitar, o minimizar en lo posible, las consecuencias de esta experiencia.

Al mismo tiempo, se realizaron las correspondientes diligencias contra la madre por un delito de abandono de obligaciones familiares, al haber dejado presuntamente a la menor, de forma consciente, con riesgo grave para su integridad o su vida.

Asimismo, se trasladó la correspondiente comunicación al departamento de Servicios Sociales para su estudio y seguimiento.

La madre de la menor fue detenida posteriormente en el cuartel de la Guardia Civil, donde acudió al no encontrar a su hija, por un presunto delito de abandono de obligaciones familiares.

“Una vez más, quiero mostrar mi total reconocimiento a los agentes que atendieron a la niña y que, ante el carácter extraordinario del caso, se volcaron en su localización y en sus primeros cuidados hasta que se pudo contactar con un familiar”, ha explicado el concejal de Seguridad Ciudadana, Carlos Ramírez.

De nuevo, ha añadido, “nuestra Policía, en un día complicado, demuestra su carácter más cercano y su compromiso con la ciudadanía ante cualquier situación de emergencia que pueda sufrir, más aún cuando se trata de atender a una menor que pide auxilio, mostrando su gran humanidad y sensibilidad”.

“Nuestros agentes se volcaron en la localización de la menor y, posteriormente, en proporcionarle ropa de abrigo y alimento, así como una primera atención psicológica para mitigar los posibles efectos traumáticos que pudiera causarle la situación vivida”, ha explicado.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído