Un marroquí de 41 años arrojó a una carretera los cuerpos. La única víctima mortal presentaba una puñalada en el pecho. Los otros dos siguen en coma

Así es Mourad, ‘el limpiador’ que se deshizo en una cuneta de los tres chipioneros torturados

Así es Mourad, 'el limpiador' que se deshizo en una cuneta de los tres chipioneros torturados

Terrible. Mourad T., marroquí de 41 años, se encuentra en la prisión de Morón de la Frontera (Sevilla) desde el pasado miércoles 25 de septiembre. Está acusado, junto a cuatro franceses, de un delito de homicidio, dos delitos de homicidio en grado de tentativa, tres delitos de detención ilegal y un delito de tenencia ilícita de armas. Mourad T. arrojó, desde una furgoneta Ford Transit blanca, los cuerpos de tres hombres maniatados a la cuneta de la autovía A-380, en la provincia de Cádiz. Los hechos ocurrieron sobre las 17 horas del domingo 22 de septiembre, según recoge el autor original de este artículo Andros Lozano en El Español y comparte Ivan Rastik para Periodista Digital.

Uno de los tres varones presentaba una profunda puñalada en el pecho. Murió minutos después de aparecer en la carretera. Los otros dos hombres continúan hospitalizados en estado muy grave. Ambos se encuentran en coma.

Fuentes de la Guardia Civil explican que el ajuste de cuentas por una mercancía de hachís podría estar detrás del caso, que sigue bajo secreto de sumario por orden de la jueza de Instrucción número 1 de Sanlúcar de Barrameda.

Tras deshacerse de los cuerpos, Mourad T. emprendió la huida hacia Sevilla. Un conductor que había visto la escena alertó al Servicio de Emergencias 112. A continuación, la Guardia Civil mandó un alerta interna. El mensaje llegó a un agente fuera de servicio que circulaba junto a su hijo por la autopista AP-4, que une las provincias de Cádiz y Sevilla.

Dos vehículos a gran velocidad y a corta distancia el uno del otro adelantaron el coche que conducía el citado guardia civil. Uno era una furgoneta blanca. El otro, un Opel Insignia con matrícula de Francia. Los compañeros del cuerpo pidieron al investigador fuera de servicio que siguiera a ambos coches con el fin de poder organizar un dispositivo para la detención.

La furgoneta se adentró en plena ciudad de Sevilla tras recorrer 110 kilómetros. En ese momento varias patrullas de la Policía Local ya tenían controlada la ubicación del coche. El Opel Insignia, en cambio, consiguió enlazar con la autovía A-66. Se trata de la Ruta de la Plata, que une el sur de España con el norte a través de Extremadura. Buscaban volverse a su país de origen. Se les dio el alto a la altura de San José de la Rinconada.

Manuel Jurado Ruiz es, hasta la fecha, la única víctima mortal de los tres hombres arrojados a una cuneta de Cádiz.

Manuel Jurado Ruiz es, hasta la fecha, la única víctima mortal de los tres hombres arrojados a una cuneta de Cádiz. E. E.

 

La Policía Local de Sevilla apresó a Mourad T. después de una larga carrera a pie. Tras abandonar la Ford Transit en un cruce de la Avenida de República Argentina, salió corriendo por el barrio sevillano de Los Remedios. Finalmente, un agente vio al sospechoso debajo del maletero de un coche aparcado.

«El narco desata violencia»
Los investigadores de la Policía Judicial de la Guardia Civil sostienen que la tortura de las tres víctimas sucedió en un chalet de una zona rústica a las afueras de Chipiona (Cádiz). Los agentes hallaron restos de sangre en el inmueble.

Así ha sido la detención de un delincuente que arrojó a tres personas de una furgoneta Emergencias Sevilla

 

Se trata de una vivienda rodeada por un muro de tres metros de altura y con un sistema de cámaras de seguridad repartidas por cada una de sus cuatro esquinas. El chalet cuenta con piscina, barra de bar, jardín y un amplio aparcamiento, además de una especie de garaje en forma de nave y de un altar acristalado con la virgen del Rocío.

Además de Mourad T., el limpiador marroquí que se deshizo de los cuerpos, también se encuentran en prisión Michael A. (1992), Jackson E., (1991), Mahamadou D. (1985) y Atikossie E. A diferencia de Mourad T., que reconoció su participación en los hechos, los cuatro franceses negaron cualquier tipo de vinculación con los mismos. Los cuatro franceses ingresaron en la cárcel de Puerto II (El Puerto de Santa María, Cádiz).

José Encinas, secretario provincial en Cádiz de la Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC), reclama al Ministerio del Interior que declare “zona de especial de singularidad” a toda la provincia a causa del narcotráfico y la inmigración. El Sindicato Unificado de Policía (SUP) también insiste en dicha petición. El Gobierno declaró en su día al País Vasco Zona de Especial Singularidad por el azote terrorista de ETA.

Portón de entrada a la vivienda en la que sucedieron los hechos, con un precinto de la Guardia Civil.

Portón de entrada a la vivienda en la que sucedieron los hechos, con un precinto de la Guardia Civil. Juan Carlos Toro

 

“Este último ha sido un ejemplo más de la violencia que el narco está desatando”, explica José Encinas. “Se están robando entre bandas con mayor frecuencia, lo que aumenta el riesgo para las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad”.

Autor

Ivan Rastik

Iván Rastik, personaje ruso de origen pero español de vocación, es el gran experto erótico-festivo de Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído