Las fuentes policiales adelantan que la víctima sería un hombre de entre 40 y 50 años de edad

Tarragona: encuentran un cadáver con impactos de bala y las manos amputadas oculto en el río Ebro

Tarragona: encuentran un cadáver con impactos de bala y las manos amputadas oculto en el río Ebro
El Río Ebro PD

La Guardia Civil se enfrenta a un sangriento caso. Las fuerzas policiales están detrás del caso de un presunto homicidio, después de que encontrasen un cuerpo con signos de extrema violencia en el río Ebro, a la altura de Campredó, entidad del municipio de Tortosa (Tarragona). Según la información que ha logrado conocerse, el cadáver tenía varios impactos de bala y ambas manos amputadas.

Según han informado fuentes cercanas a la investigación, la víctima sería un hombre de entre 40 y 50 años de edad y, aunque ya se le ha practicado la autopsia, se está todavía a la espera de los resultados. En este sentido, aún no se conoce la causa de la muerte, pero todo parece apuntar a que los múltiples impactos de bala fueron la causa.

La Guardia Civil recibió el pasado sábado por la tarde un aviso del 112 sobre el hallazgo de un cadáver en el río Ebro. Los agentes de este cuerpo que se desplazaron a la zona constataron que la víctima presentaba disparos por arma de fuego y le habían amputado las manos.

La Guardia Civil mantiene un amplio operativo en la zona para buscar pruebas científicas que permitan identificar a la víctima, al autor o autores de este asesinato o los motivos que han provocado esta muerte con extrema violencia. El juzgado de guardia de Tortosa se ha hecho cargo del caso y ha decretado el secreto de sumario.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído