El rastro del hombre se perdió el 1 de diciembre de 2019

La Policía Nacional detiene a la mujer de un exagente discapacitado tras encontrar su cadáver enterrado con marcas de violencia

La paisana arrestada trató de hacer creer a todos que su marido enfermo se habría suicidado

La Policía Nacional detiene a la mujer de un exagente discapacitado tras encontrar su cadáver enterrado con marcas de violencia
La cooperativa de Godelleta en la que fue localizado el cuerpo sin vida de Isaac G.T. PD

Tremenda historia. La Policía Nacional ha detenido a la mujer de un hombre de 45 años, desaparecido desde el 1 de diciembre de 2019 como presunta autora de su muerte.

El cadáver de Isaac G. T., un expolicía local discapacitado por culpa de una enfermedad neurodegenativa estaba enterrado a las afueras de la localidad valenciana de Godelleta.

Según ha avanzado este 17 de junio de 2020 «Las Provincias», el cuerpo presentaba signos de violencia y estaba en avanzado estado de composición.

El Grupo de Homicidios de la Policía Nacional también halló la silla de ruedas que empleaba el hombre para trasladarse.

El día que se le perdió el rastro, Isaac G. T. tenía previsto acudir al cumpleaños de un amigo.

Su mujer, ahora detenida como presunta responsable del crimen, tardó cuatro días en denunciar la desaparición.

Luego, trató de hacer creer que su marido, que sufría una ataxia cerebolosa que apenas le permitía hablar, se habría suicidado.

Incluso, según los investigadores, inventó un mensaje de despedida, que se envió a si misma.

La miserable se burlaba del enfermo y grabó hasta un vídeo, para reírse de él, en el que el expolicía era incapaz de sujetar el mando de la televisión.

Las pesquisas de la Policía Nacional se han saldado con la detención de la mujer del fallecido, que era padre de dos hijos, un año y medio después.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído