La furgoneta fue el hogar de Brueckner durante los meses previos a la desaparición de la menor británica

Caso Madeleine McCann: Encuentran la furgoneta en la que pudo ser secuestrada la menor

Christian Brueckner vendió el vehículo en 2015 en Portugal y puede ser una prueba clave para el caso

Caso Madeleine McCann: Encuentran la furgoneta en la que pudo ser secuestrada la menor
Madeleine McCann y Christian Brueckner PD

El caso Madeleine McCann sigue avanzando y se ha encontrado la que podría ser la pista clave de la investigación: la furgoneta en la que pudo ser secuestrada la menor.

Las autoridades alemanas, que han seguido las huellas del pedófilo convicto Christian Brueckner como principal sospechoso, se trazaron el principal objetivo de localizar una autocaravana Volkswagen T3 Westfalia.

Se trata del vehículo en el que Brueckner vivía en los meses previos a la desaparición de Madeleine y que pudo ser utilizada en el secuestro y posterior asesinato de la niña británica en mayo de 2007.

Tras una larga búsqueda, las autoridades alemanas han logrado localizar el vehículo. Según publica el diario “Mirror”, Brueckner tuvo la autocaravana en su poder hasta el año 2015 cuando decidió deshacerse de ella. Para ello, se puso en contacto con el concesionario que el alemán Peter W tenía en Portugal, que la compró por unos 5.500 euros.

Según confiesa al tabloide británico, Peter nunca pensó que se estaba involucrando en un caso tan complejo y que le iba a suponer tantos problemas, hasta el punto de quedar atrapado dentro de la investigación.

Cuando los investigadores dieron con la furgoneta, que Peter guardaba en un depósito de chatarra, se la llevaron a Alemania para que fuera examinada por un equipo de forenses en busca de alguna prueba que sirva para poder llevar a juicio al pedófilo alemán.

La furgoneta fue el hogar de Brueckner durante los meses previos a la desaparición de la menor británica y, de hecho, una imagen de satélite sitúa la Volkswagen T3 Westfalia amarilla y blanca en “la vieja escuela”, nombre que el dueño británico había dado a la casa de campo que fue su hogar desde su llegada al país en 1995 y hasta pocos meses antes de los hechos ocurridos en Praia da Luz.

Una fuente de la investigación portuguesa calificó el hallazgo de la fotografía como “extremadamente significativa” para la investigación. “Conocía bien la zona, en la que vivió durante seis años, pero había abandonado la casa meses antes”, indicaron.

En junio de 2014, Scotland Yard, apoyados por una patrulla canina especializada en la búsqueda de restos de cadáveres y un radar examinaron una zona situada a cerca de 300 metros de la casa pero no encontraron nada.

El trabajo se centró en un pozo cercano a la carretera principal, pero no tuvieron tiempo para analizar en profundidad el resto de pozos situados en la zona. Un trabajo que volvió a producirse el verano pasado, con el registro de una veintena de pozos y cuevas de la zona.

Este hallazgo, junto al anuncio de que realizarán nuevos interrogatorios en Portugal a personas que conocieron a Brueckner ha devuelto la esperanza a las autoridades alemanas de lograr la “pieza faltante del rompecabezas” y poder interrogar al principal sospechoso, con el objetivo de poder llevarle a juicio y tratar de lograr una confesión de los hechos y que indique dónde está el cuerpo de la pequeña británica.

Además, en la próxima primavera se producirá una nueva cumbre en Portugal de los investigadores de los tres países implicados para tratar de colaborar y avanzar en el caso, algo que hasta ahora no han logrado.

GRAN SELECCIÓN DE OFERTAS MULTI-TIENDA

CUIDADO DE LA CARA

ACTUALIZACIÓN CONTINUA

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído