La Fiscalía ya ha solicitado la nulidad de la sentencia y la apertura de un nuevo juicio

Un acusado de violación queda libre de cargos porque la mujer llevaba ropa interior roja

La etiqueta #PerúPaísDeVioladores se hizo tendencia

Un acusado de violación queda libre de cargos porque la mujer llevaba ropa interior roja
"Este tipo de atuendo interior femenino suele usarse en ocasiones especiales para momentos de intimidad", dice el dictamen.

La ropa interior de la presunta de víctima de una violación fue determinante en el juicio.

El tribunal, compuesto por dos mujeres y un hombre, consideró como prueba de la inocencia del acusado el hecho de que la mujer vestía ropa interior roja.

Según publican los medios locales, en el juicio sobre los hechos ocurridos en la ciudad peruana de Ica se llegó señalar que «la supuesta personalidad» de tipo tímido que presenta la denunciante «no guarda relación con la prenda íntima que utilizó el día de los hechos».

Los jueces se refirieron además a una figura argumental denominada «la máxima de la experiencia» para concluir que «este tipo de atuendo interior femenino suele usarse en ocasiones especiales para momentos de intimidad», y a partir de allí dedujeron que la denunciante estaba predispuesta a tener relaciones sexuales con el acusado.

Teniendo en cuenta los exabruptos del dictamen, la Oficina de Control de la Magistratura (OCMA) iniciará una investigación preliminar del caso, según informaron este lunes 2 de octubre de 2020.

Por su parte, la Fiscalía ya ha solicitado la nulidad de la sentencia y la apertura de un nuevo juicio.

En las redes sociales y en las calles se han llevado a cabo protestas en contra de esta sentencia, la etiqueta #PerúPaísDeVioladores se hizo tendencia en el país sudamericano.

La denuncia

Según consta en la denuncia policial, los hechos tuvieron lugar en enero de 2019, cuando la presunta víctima, de 20 años, aceptó acompañar al acusado, de 22, durante una gestión administrativa en una institución.

Posteriormente el hombre habría invitado a su acompañante a un local de ocio donde bebieron alcohol. La denunciante señaló que el presunto agresor le instó a beber constantemente, y tras una única copa de vino, ella perdió el conocimiento. Al despertar, se encontró desvestida en una cama de la vivienda de su presunto agresor.

En el cuestionado fallo judicial del tribunal de Ica que ha absuelto al acusado, los magistrados mencionan que el testimonio de la denunciante presenta «omisiones», mientras el imputado sostuvo que fue acusado «por venganza».

Por su parte, el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables de Perú rechazó los argumentos vertidos en la sentencia, que a su juicio contienen «un razonamiento estereotipado y revictimizante». Este departamento exigió además centrar los procesos judiciales en evidencias pertinentes y no en aspectos invasivos de la intimidad de la víctima.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído