Como a ti mismo

Como a ti mismo

COMO A TI MISMO

Man-ueco_18 (5)

Para amar o ayudar a alguien, primero
te amarás tú ante todo lo creado,
tras que tu ahogo hayas averiguado
y cubierto de modo duradero.

Ponte en el inicio, que es el sendero
no de egoísmo, de haberte amistado
contigo mismo, habiéndote así aliado
con el mejor amigo y consejero.

Ponte límites a ti, que humano eres
y, aceptándote, ámate dentro de ellos.
Lo que allí halles, son tus propios destellos.
Y sólo podrás dar lo que tuvieres.

No te castigues, ni injuries ni ensañes
en autocondena tuya no te dañes,
Nunca contra ti, a tu Salvador hieres.

Date amor y calor y compañía
lo mismo que a los otros das y pides,
y ponles límites a ellos que cuides
tampoco los traspasen ningún día.

Juan Pablo Mañueco

Recibe nuestras noticias en tu correo

Juan Pablo Mañueco

Nacido en Madrid en 1954. Licenciado en Filosofía y Letras, sección de Literatura Hispánica, por la Universidad Complutense de Madrid

Lo más leido