Mermelada de albaricoque

Ingredientes:
Dos kilos de albaricoques.
Un kilo y medio de albaricoques.

Modo de hacerlo:
El tiempo de recolección del albaricoque, empieza en el mes de junio.
Esta es una mermelada muy útil, porque se puede usar en repostería, además de en la mesa.
Se le puede añadir algunas almendras de los huesos para dar un toque diferente al sabor pero os aseguro que sin ello, si la calidad y el punto de naturación es bueno el sabor ligeramente acidoso resulta excelente.

Lavar los albaricoques cuidadosamente con agua fría, quitar con cuchillo manchas, roces, etc, que puedan tener en la piel, partirlos en dos y sacarles el hueso.
Se van poniendo en cacerola con un vaso de agua (un decilitro aproximadamente) y las almendras amargas, si se desea, previamente escaldadas y cocerla lentamente hasta que se ablande primero con la cacerola tapada hasta que tenga bastante caldo y después destapado para que se evapore y se reduzca bastante de volumen.

Mientras preparar los frascos hervidos o lavados en lavavajillas.

Cuando se hayan concentrado agregar el azúcar, el mismo peso que haya de albaricoque a la mezcla, revolver bien y hacer cocer la mezcla a fuego vivo o moderado durante 20 o 25 minutos.
Conviene ir quitando espuma que se va formando en los bordes, con una cuchara, siempre mojada en agua fría.
Que quede también bastante concentrada. Esto a gusto.

Hay una manera de comprobar si la mermelada está suficientemente concentrada:
Retirar del fuego y cuando haya dejado de hervir, se saca una pequeña porción a un plato frío y a los pocos minutos, aún caliente, se forma en la superficie como una capa más sólida.

Si esto no se consigue, prolongar la cocción el tiempo que necesite, siempre destapado.
Terminada la cocción se mezcla suavemente y se llenan los frascos, se tapan muy bien y se ponen en cacerola cubiertos de agua fría para hacerles el vacío.
Que hiervan unos 20 minutos a fuego moderado y se sacan colocándolos boca abajo en una bandeja sobre una servilleta hasta que estén totalmente fríos.
Con esto quedan perfectamente hermetizados y se conservan todo el año.

Autor

Mª Rosario Aldaz Donamaría

Mª Rosario Aldaz Donamaría, profesora de cocina y repostería, autora libro escuela de cocina navarra "El Bosquecillo" y abierta a cualquier sugerencia, opinión o comentario.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído