Buena guarnición a base de puerros, fresquitos y ricos.

Preparar los puerros quitar la raíz cortar a trozos largos, después de lavarlos muy bien, porque entre las hojas suelen tener tierra.

Para lavarlos se les hace en la parte de arriba un corte en forma de cruz desde el corte hacia abajo y se lavan al chorro del agua fría.
Se ponen a cocer con agua y sal a fuego moderado, durante veinte o veinticinco minutos y se sirven calientes o templados (o fríos) según los gustos, de todas las maneras están muy ricos.
Ponerlos escurrido,en fuente condimentados con aceite de oliva.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Mª Rosario Aldaz Donamaría

Mª Rosario Aldaz Donamaría, profesora de cocina y repostería, autora libro escuela de cocina navarra "El Bosquecillo" y abierta a cualquier sugerencia, opinión o comentario.

Lo más leído