Rollos de vino dulce caseros

Rollos de vino dulce caseros
Rollos de vino dulce

¿Has probado las rollos de vino dulce? Una receta de repostería casera muy fácil, ideal para acompañar al café. Con el aroma y sabor tan peculiar del vino de Moscatel. En otro artículo de Periodista Digital hicimos buñuelos de viento rellenos, hoy rollos de vino dulce.

¿Desde cuándo se fabrica vino dulce?

El gusto por el vino dulce, viene desde hace siglos. En la antigua Grecia y en Roma seleccionaban la uva dejándola sobremadurar al sol antes de la fermentación para que se pasificaran y así, maximizar su contenido en azúcares. Además una vez tenían el vino le añadían mosto cocido y miel.

Los romanos también calentaban el vino en ánforas de plomo o incluso le añadían virutas de plomo al vino para que estuviera más dulce. Desconocían que el plomo podía causar una intoxicación con síntomas como malestar abdominal, dolor de cabeza, o abortos espontáneos.

En la actualidad los vinos dulces se elaboran gracias a las cosechas tardías, de esta forma las uvas tienen una mayor concentración de azúcar. Se controla la fermentación con frío para detener la fermentación. En su graduación alcohólica superan a otros vinos. Por ejemplo si el vino tinto tiene entre 10-12º de alcohol, los dulces están entre 13 y 17º.

Uno de los vinos dulces más famosos de España es el Pedro Ximénez, que recibe el nombre de la variedad de uva. Esta uva, ya se conocía desde el siglo XV.  Precisamente sigue un proceso similar a la época romana, dejando que las uvas se sequen al sol para que contengan más azúcares.

Rollos de vino dulce

Rosquillas, roscos o rollos de vino, se les llama de formas distintas.  Estos dulces son tradicionales de distintas zonas de España como Málaga donde suelen prepararse tradicionalmente para Navidad. Se usa el vino dulce de la tierra. En otros zonas de España como en la Comunidad Valenciana se preparan con vino Mistela.

 

Ingredientes

  • Harina para todo uso – 250 g
  • Azúcar – 60 g
  • Sal – una pizca
  • Canela- una pizca
  • Vino dulce l – 75 ml
  • Aceite de oliva sabor suave – 150 ml

Para decorar (opcional)

  • Azúcar – 80 g

Preparación

  1. En un recipiente tamizamos la harina con ayuda de un colador.

  2. Combinar la harina con el , azúcar, un poco de sal y canela.

  3. En una sartén o un cazo añadir el aceite a fuego bajo para que se vaya calentando, durante unos segundos hasta que esté ligeramente caliente.

  4. A continuación incorpora poco a poco el aceite templado a la harina. Mezclar para que se vayan integrando los ingredientes.
  5. Agrega el vino dulce a la mezcla anterior, remover con una cuchara.

  6. Una vez mezclados los ingredientes tapar con un paño y dejar reposar a temperatura ambiente media hora.

  7. Preparar una bandeja de horno forrada con papel vegetal.
  8. Para formar los rollitos,  hacemos bolitas  del mismo tamaño con la masa. Las colocamos en la bandeja de horno,  luego las aplastamos con un plato ligeramente (para dejarlas gruesas)
  9. Para hacer el agujero del rollito podemos usar un tapón de rosca pequeño, o cualquier objeto redondo pequeño (como una jeringuilla del revés por la parte redonda, la del émbolo). Solo tienes que colocarlo en el centro y presionar. Se formará el agujero que puedes ajustar con los dedos.
  10. Precalentar el horno a 180º.

  11. Hornear durante 20 minutos o hasta que estén ligeramente dorados.

  12. Transcurrido el tiempo del horno, los sacamos y dejamos reposar.

  13. Opcional, pasar por azúcar si te gustan más dulces.

También te puede interesar

Donuts caseros al horno

¿Te han gustado los rollos de vino dulce caseros? En Facebook tienes más recetas para escoger.

Autor

Elena Bellver

Redactora de contenido web & Seo, Copywriter & Community Manager. Es la redactora de las recetas de cocina de Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leido