Palitos de queso mozzarella muy crujientes

Palitos de queso mozzarella muy crujientes
Palitos de queso

Los palitos de queso mozzarella son el aperitivo perfecto, los puedes comprar ya listos, pero estos son más sanos, sin conservantes ni ingredientes que no sabes lo que son. Estos quedan crujientes y deliciosos. En otro artículo de Periodista Digital hicimos buñuelos de bacalao fáciles, hoy palitos de queso mozzarella.

Historia del queso mozzarella

Está presente en casi todas las pizzas, es un queso suave que funde muy bien, ¿alguna vez te has preguntado cuando surgió el queso mozzarella? La región de la Campania (Nápoles, Capri, Sorrento y Amalfi), es donde comenzó a elaborarse este queso.

El documento más antiguo que nombra el queso mozzarella es del siglo XVI. Redactado por un cocinero en la corte papal, sin embargo otro documento aún más antiguo, del siglo XII. Demuestra que los monjes benedictinos de San Lorenzo en Capua, solían ofrecer con motivo de las festividades religiosas un pedazo de queso llamando ‘mozza o provatura’.

Los monjes se establecieron en Capua en el 811,  fundaron el Monasterio de San Lorenzo, cerca del monasterio surgió después la ciudad de Aversa, hoy famosa por la producción de mozzarella de búfala. Al principio el queso se elaboraba con leche de vaca.

En el siglo XIII se importó rebaño de búfalo a Italia.  ¿Por qué de búfala? Porque los agricultores  italianos aprendieron  que la leche era muy buena, pero las búfalas comen menos que las vacas. Costaba menos mantener búfalas que vacas para producir el queso.

Palitos de queso mozzarella

Ingredientes

  • Mozzarella en barra – 450 g
  • Harina –60 g
  • Pan rallado – 150 g
  • Huevos – 2 unidades
  • Cucharadas de agua – 2
  • Orégano seco – ½ cucharadita
  • Pimienta negra – al gusto
  • Sal – al gusto
  • Aceite de oliva sabor suave – 120 ml

Preparación

Para que estos palitos te queden crujientes es mejor prepararlos de un día para otro o por la mañana si vas servirlos para la cena.

  1. Comenzamos cortando rodajas de la barra de queso mozzarella de 1.9 cm de ancho. Luego de las rodajas hacemos palitos, unos 4 palitos por rodaja.

  2. Preparar varios platos o recipientes, uno con los dos huevos, otro con harina y otro con el pan rallado.

  3. Incorporar dos cucharadas de agua a los huevos y batir unos segundos.

  4. Añadir un poco de orégano seco, sal y pimienta al pan rallado y mezclar.

  5. Pasar los palitos de mozzarella primero por harina. A continuación por huevo, (escurrir un poco), y finalmente por el pan rallado.

  6. Para asegurarnos el rebozado queda uniforme y más crujiente, repetimos esta operación. Del pan rallado pasamos de nuevo los palitos otra vez por huevo, escurrir y de nuevo rebozar por el pan rallado.
  7. Colocar los palitos en un táper y al congelador al menos 6 horas. De esta forma el rebozado se adhiere mejor al queso.

  8. Transcurrido el tiempo del congelación. Agregar aceite de oliva suave a una sartén (el aceite debe cubrir los palitos, si tu sartén es grande añadir más aceite o usar una sartén más pequeña)

  9. Freír los palitos por tandas, al estar cubiertos de aceite se fríen antes y no se desprende el rebozado (algo que suele pasar cuando cocinamos con poco aceite que se pega el rebozado a la sartén).
  10. Freír entre 1.5 y 2 minutos hasta que estén dorados, (procurará no se peguen mucho entre sí, puedes separarlos con cuidado con una cuchara). Una vez dorados, dejar reposar en un plato con papel de cocina para que suelten el aceite sobrante.

  11. ¡Listos los palitos de queso mozzarella!

También te puede interesar

3 recetas de entradas fáciles

¿Te ha gustado la receta de palitos de queso mozzarella? En Facebook tienes más para escoger.

Autor

Elena Bellver

Redactora de contenido web & Seo, Copywriter & Community Manager. Es la redactora de las recetas de cocina de Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leido