Se trata de un turista italiano que ha sido acusado de un delito de estafa

Detienen a un jeta que se zampó 400 euros de marisco en Formentera y no tenía un euro para pagarlos

Detienen a un jeta que se zampó 400 euros de marisco en Formentera y no tenía un euro para pagarlos

Caraduras hay en todas partes, pero este destaca. Lo primero que llamó la atención de los camareros es que el turista era grande, enorme, de un volumen descomunal, y que viajaba solo. También que se dirigió a ellos en italiano, como el 50% de la clientela de Es Molí de Sal, y del turismo de Formentera. Que eligió una mesa lo más cerca posible del mar, con vistas a la isla de Ibiza, y que se puso a pedir platos del menú durante varias horas, que luego fue ingiriendo uno tras otro como jamás se recuerda en la playa de Illetas. Probablemente tampoco en todo el Mediterráneo, según recoge elmundo y comparte Ivan Rastik para Periodista Digital.

De acuerdo con la factura, que superó los 400 euros, había dos bandejas de ostras de entrante, dos platos de pasta con bogavante de primero, y dos bandejas de fritura de mariscos de segundo, además de varias botellas de vino, y copa. Al acabar no pidió la cuenta y, cuando se la ofrecieron, aseguró que no tenía dinero y no podía pagarla. En su lugar, lo que le trajeron fue una patrulla de la Guardia Civil.

Los hechos ocurrieron el pasado miércoles, pero todavía se comenta entre los trabajadores de la playa de Illetas. Y no tanto el delito, o la jeta, como la capacidad del comensal para almacenar en su cuerpo varios kilos de producto local de primera calidad.

«Pensó que le íbamos a dejar marchar para evitar un escándalo, pero se equivocó de sitio», asegura Juan Yern, juez de Paz de Formentera desde hace más de tres lustros, y propietario del restaurante, un antiguo molino de la salinera de la isla, reconvertido en uno de los restaurantes más exclusivos del Mediterráneo.

Yern dice que a veces, «aparecen tipos así, que intentan dar la vuelta al mundo de gorra», y que a la vista de sus proporciones, y de la tranquilidad con la que se echó a la tarea de ir consumiendo platos, «les suele salir bien». Sin embargo, esta vez cometió un error grave, del que no se dio cuenta ni siquiera tras la llegada de la pareja de la Guardia Civil, que se lo llevó detenido para sorpresa de los comensales, todos bañistas de Illetas, y muchos de ellos propietarios de los yates fondeados a lo largo de tres kilómetros de costa frente al Parque Natural.

De acuerdo con el nuevo Código Penal, se considera delito leve de estafa cuando la cuantía no supera los 400 euros, y está penado con una multa de uno a tres meses, a razón de una cuota de seis euros diaria. Pero «el tipo se pasó con las ostras, calculó mal, si hubiera pedido una bandeja menos se habría quedado en delito leve», explica Yern.

De hecho, siendo extranjero, y con una condena de multa, lo más probable es que jamás llegara a pagarla, explican fuentes judiciales. Fue la propia Guardia Civil la que le hizo la cuenta, y le informó de que se había pasado «un poco», lo suficiente para convertirlo en una estafa penada de seis meses a tres años de prisión. El jueves pasó a disposición judicial, donde quedó acreditada su insolvencia, y quedó en libertad con cargos. Además se están investigando sus antecedentes, ya que la reincidencia en al menos otras tres ocasiones, y según fuentes judiciales todo pinta que sí, lo convertiría en un delito de estafa agravado, con lo que la pena de prisión podría alcanzar los seis años.

El cliente no pudo elegir peor escenario para sus vacaciones, o para su fechoría. Tampoco mejor, ya que las cuentas de algunos restaurantes de la playa de Illetas suelen ser colgadas en redes sociales, y convertidas en noticia veraniega por sus precios abusivos, como los 153 euros por kilo de pescado fresco en el restaurante Juan y Andrea, que elevó hasta los 337 euros la cuenta que pagó una pareja en 2015 haciéndose viral.

En los últimos días han sido fotografiados en estas aguas famosos como el heredero noruego Haakon y su mujer, Mette Marit, o los actores Melanie Griffith, Elsa Pataky, Chris Hemsworth y Matt Damon.

Autor

Ivan Rastik

Iván Rastik, personaje ruso de origen pero español de vocación, es el gran experto erótico-festivo de Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído